¿Por qué no puedo perder grasa de la parte inferior de mi vientre?

Perder peso puede ser una tarea difícil, especialmente cuando tratas de eliminar la obstinada grasa de la parte inferior del vientre. Las posibilidades son que ya te encuentres en el gimnasio y que estés comiendo correctamente, que es la mejor forma de empezar, ya que la reducción de sólo un punto no es posible y debes bajar grasa de todos los puntos para bajar el vientre. Sin embargo, existen modificaciones que puedes hacerle a tu dieta y a tu plan de ejercicio para asegurar resultados óptimos. Si tus resultados siguen siendo mínimos después de varios meses de dieta y ejercicio, tal vez sea hora de buscar ayuda profesional de un dietista registrado.

Incrementa tu fibra

El estar hambriento siempre es un obstáculo común en la dieta. Para combatir a tu estómago gruñón, aumenta el contenido de agua de tus recetas (añadiendo frutas y vegetales) para ayudar a reducir el consumo de energía y aumentar la saciedad. Además, los vegetales y frutas añadidas aumentarán tu fibra en la dieta, lo cual desacelera la absorción de energía y nutrientes disminuyendo así los niveles de glucosa en la sangre y los lípidos después de una comida. Dietary Reference Intakes recomienda 14 gramos de fibra por 1,000 calorías consumidas. Ejemplos comunes de alimentos altos en fibra incluyen a las manzanas, cereales y leguminosas.

Concéntrate en la proteína

Durante la dieta debes enfocarte en limitar todas las calorías, incluyendo la proteína. Sin embargo, hacer esto puede resultar en una pérdida de grasa inferior a lo óptimo en la parte baja del vientre. Un estudio publicado en "The British Journal of Nutrition" encontró que la supresión del apetito y la oxidación de grasa era más alta en aquellos que consumían una dieta alta en proteínas. Elige animales con una fuente de proteína magra como la pechuga de pollo sin piel, pavo y productos lácteos bajos en grasa. Los vegetales con fuente de proteínas como las nueces y las leguminosas pueden ser también una parte básica de tu dieta.

Que sea breve

Perder grasa puede llegar a ser doloroso si sólo realizas ejercicios cardiovasculares como caminar o correr. En lugar de pasar horas realizando ejercicios de una intensidad moderada, realiza un entrenamiento intermitente de intensidad alta. De acuerdo con un artículo del 2011 en la revista "Medicine and Science in Sports and Exercise", realizar cuatro a seis series de 30 segundos de carrera de velocidad quema más grasa que 60 minutos de caminata en una pendiente. El aburrimiento y las largas horas de ejercicio constante han terminado. Intenta realizar de cuatro a seis series de 30 segundos de carrera de velocidad con un intervalo de 3 minutos de descanso tres veces por semana.

Evita las modas

Existen casos donde no puedes bajar esas últimas libras y estás listo para realizar cualquier cosa que te prometa bajar de peso rápidamente. Sin embargo, es imperativo evitar las dietas de moda que aseguran una pérdida de peso además de mejorar la salud. Hacer esto te somete a una dieta "yo-yo" (causándote que ganes y pierdas peso dando como resultado efectos negativos en la salud). Busca ayuda profesional de un dietista registrado, que pueda trabajar contigo para crear un plan de comida personalizado adaptado a tus necesidades individuales y a tu estilo de vida.

Más galerías de fotos



Escrito por gavin van de walle | Traducido por karly silva