¿Qué es peor, una permanente o tinturar el pelo?

Parece que nadie está contento con su pelo natural. Si tienes pelo rizado, lo quieres largo y liso; si lo tienes liso, seguramente desearás tenerlo rizado. Tinturar el pelo es un tratamiento que cada vez es más popular, sea que estés batallando contra las canas o sencillamente quieres un nuevo look. Sin importar cuán populares sean, las permanentes y las tinturas no son buenas para tu pelo. La Academia Americana de Dermatología previene sobre el uso frecuente de cualquiera de los dos tratamientos, pues pueden causar daño irreparable al cabello.

La permanente

La permanente es la solución si quieres pelo crespo sin tener que usar un encrespador todos los días. Este tratamiento químico aumenta la cantidad de uniones entre los cabellos, de manera que se mantiene rizado. Cada hebra de cabello se vuelve crespa, pero el efecto desaparece a medida que va creciendo. Dependiendo de cuán rápido te crezca el pelo, la permanente podrá durar hasta seis meses.

Evolución de las tinturas

Las tinturas están entre los tratamientos más populares en Estados Unidos. El Instituto Nacional del Cáncer calcula que al menos el 30% de las personas mayores de 18 años se pintan el pelo. El 10% de los hombres mayores de 40 se tinturan. Los tintes para el pelo se popularizaron en la década de los 70, cuando estos productos contenían agentes cancerígenos que, por medio de pruebas en animales, se había comprobado que eran nocivos. Desde los 80, los fabricantes de tinturas han eliminado esos ingredientes para proveer productos más seguros.

Posibles efectos secundarios

Unos rizos lindos no vienen sin el riesgo del frizz, de lo que tampoco se salvan las permanentes. Estos tratamientos pueden hacer que te pique o arda el cuero cabelludo. En el peor de los casos, los químicos son tan fuertes que pueden hacer que el pelo se quiebre. En el corto plazo, los efectos secundarios de las tinturas son parecidos en su severidad. Inmediatamente después del tratamiento, puedes sentir el cuero cabelludo irritado, así como el pelo reseco. El uso frecuente puede ocasionar que el cabello se vuelva extremadamente frágil. La Administración de Alimentos y Medicamentos no aprueba el uso de tinturas en las cejas ni en las pestañas, pues puede tener efectos nocivos en los ojos.

Riesgos en el largo plazo

El uso continuado de permanentes puede dejar el pelo seco y con frizz. Generalmente, puedes resolver esto con champús que acondicionan profundamente o con mascarillas que te ayudan a restablecer la salud del cabello. También puedes dejar al menos tres meses entre una y otra permanente. Se han estudiado más los efectos en el largo plazo de los tintes para el pelo. De acuerdo con el Instituto Nacional del Cáncer, algunos científicos creen que hay una relación entre el uso prolongado de tinturas y el cáncer de vejiga y de mama, así como con la leucemia y el linfoma no Hodgkin. No hay evidencia suficiente para vincular directamente las tinturas modernas con el cáncer, pero no hace daño ser cuidadoso, reduciendo la cantidad de tratamientos de tintura que te hagas.

Balance final

Las permanentes y los tintes pueden dañar tu cabello y tu cuero cabelludo en el corto plazo. Para minimizar los riesgos de efectos secundarios, es mejor dejar que un profesional aplique los tratamientos en un salón de belleza debidamente autorizado para funcionar. Aunque no hay evidencia de los riesgos en el largo plazo de usar tintes para el pelo, se recomienda usarlos lo menos posible. Al menos podrás prevenir que se te resequen los crespos.

Más galerías de fotos



Escrito por kristeen cherney | Traducido por natalia orduz