Los peligros de una alta dosis de magnesio

El magnesio es un mineral esencial necesario para la vida. Desempeña un papel en la contracción muscular, la función enzimática, la producción de energía y el transporte y la síntesis de proteínas. Encontrarás magnesio en color verde oscuro, verduras de hoja verde, nueces, semillas, legumbres, soja, granos enteros, los aguacates y albaricoques secos. Es raro tener una sobredosis de magnesio a partir de estos alimentos porque el cuerpo elimina las cantidades en exceso. Sin embargo, las dosis altas de suplementos u otras sustancias pueden generar ciertos peligros.

Causas de toxicidad

La toxicidad de magnesio ocurre con mayor frecuencia por la suplementación o el uso de laxantes. Las personas que ingieren suplementos de magnesio, incluyendo el citrato de magnesio, el gluconato de magnesio y el lactato de magnesio, o que consumen grandes cantidades de laxantes de leche de magnesia o sales Epsom pueden sufrir una sobredosis, especialmente si tienen problemas en los riñones y no pueden eliminar el exceso de magnesio en la sangre.

Efectos colaterales

Las altas dosis de magnesio pueden causar problemas de salud y pueden causar efectos secundarios graves. Los síntomas comunes incluyen diarrea y malestar estomacal. También se pueden presentar náuseas, vómitos, confusión mental y otras deficiencias de minerales. También, el magnesio compite con el calcio por la absorción. Como resultado, las altas dosis de magnesio pueden evitar la absorción de suficiente calcio y producir una deficiencia de calcio, que está implicada en enfermedades como la osteoporosis.

Peligros graves

Otro grave peligro de intoxicación por magnesio es una baja severa de la presión arterial, que recibe el nombre de hipotensión. Este estado puede llevar a otros peligros, incluyendo el ritmo lento del corazón, el deterioro de función renal, dificultad respiratoria o una falla cardíaca, un coma, un paro cardíaco y la muerte.

Peligros obstétricos

El sulfato de magnesio se utiliza para tratar el trabajo de parto prematuro y la preeclampsia. De acuerdo con el Institute for Safe Medicine Practices, hubo pacientes que sufrieron un paro respiratorio después de haber recibido sobredosis. Por otra parte, un estudio publicado en una edición de la "American Journal of Maternal Child Nursing" de 2004 reportó 52 casos de sobredosis accidentales en los que las pacientes experimentaron náuseas, dolores de cabeza, debilidad muscular, caídas de presión sanguínea, dificultad respiratoria, bloqueos cardíacos totales y paro cardíaco. La frecuencia cardíaca del feto también puede disminuir.

Ingesta recomendada

Para evitar estos peligros, la Food and Nutrition Board of the Institute of Medicine recomienda una ingesta máxima tolerable de 350 mg por día para cualquier persona sobre la edad de 9 años. Este nivel es el más alto nivel que puede evitar algún daño o riesgo. Para los suplementos, el University of Maryland Medical Center sugiere que los varones adolescentes y adultos consuman 270 a 400 mg al día, y las mujeres tomen suplementos de 280 a 300 mg. Consulta a un médico para recibir suplementos pediátricos.

Más galerías de fotos



Escrito por danna biala | Traducido por javier enrique rojahelis busto