Cómo patear lejos una pelota de kickball

¿Deseas que tu hijo sea el rey del patio de juegos durante el juego de kickball del recreo? Para lograr esto, no hay mejor forma que aprender a golpear la pelota para que recorra grandes distancias. El kickball no es un deporte de masas, pero un exfutbolista profesional y entrenador en campeonatos mundiales de seguro puede ofrecerte algunos consejos útiles para patear la pelota con potencia y precisión.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Pelota de kickball
  • Zapatos deportivos

Instrucciones

  1. Rodilla sobre la pelota.

    Aprende acerca del punto óptimo de la pelota. "Patear la pelota en su punto óptimo es crítico", afirma el entrenador de Estados Unidos en la Copa del Mundo, Bob Bradley. "El punto clave es la parte posterior de la pelota, un poco más abajo del centro". Mantén tu rodilla sobre la pelota. "Si la rodilla se aleja demasiado detrás de la pelota, hay muchas probabilidades de que ésta apenas salte".

  2. Ataca la pelota. Como portero profesional en la Major Ligue Soccer durante 10 temporadas, Mike Ammann pateaba rutinariamente una pelota de fútbol, a una distancia de 50 a 75 yardas a lo alto. "Necesitas acumular impulso hacia el balón", afirma Ammann. "No esperes que la pelota venga hacia ti. Ve y atácala para ganar distancia".

  3. Mantén el movimiento compacto. Bradley afirma que un movimiento corto funciona mejor. "Dedos hacia abajo, tobillo firme". Un largo movimiento hacia atrás complica el proceso de coordinación. Si el dedo está hacia arriba y el tobillo está flojo, hay buenas probabilidades de que el contacto con el balón sea débil.

  4. Golpea la pelota a la altura de tus cordones, y mantén la cabeza abajo. "Concéntrate en hacer que tus caderas se muevan hacia adelante para mantener tu impulso en esta misma dirección", indica Ammann. "Eleva tus hombros ligeramente al momento del impacto. Algunas personas aconsejan inclinarse hacia atrás para elevar la pelota, pero esto es simplemente arquear los hombros. Inclinarse demasiado hacia atrás hará que la pelota vuele alto y en corto".

  5. Patea con potencia aún mayor. Algo en lo que trabajar durante la práctica, dice Bradley, es hacer que el jugador corra para patear el balón y caiga sobre el mismo pie con el que realiza el golpe. "No podrás aterrizar sobre tu pie que patea a menos que hayas generado un impulso adecuado", afirma Bradley. "Éste es un buen ejercicio para añadir potencia a tu golpe".

Más galerías de fotos



Escrito por jeff bradley | Traducido por pau epel