Cómo patalear al nadar

Patalear en natación ayudan a impulsarte a través del agua. Sin la técnica y la ejecución del pataleo adecuado, tu carrera como nadador de competencia será corta. El pataleo agitado utilizado en estilo libre y de espalda, la patada de delfín realizada cuando se nada de mariposa y la patada de pecho, también conocida como pataleo de rana, se debe aprender, practicar y combinarse con el resto de tus estilos de natación para que te conviertas en un nadador consumado.

Nivel de dificultad:
Moderada

Instrucciones

    Patada agetreada

  1. Extiende tus piernas lo que más puedas cuando inicies tus pataleadas.

    Colócate a 1 pie de la pared de la piscina. Sujeta la pared con ambas manos mientras dejas que tu cuerpo flote en la superficie.

  2. Extiende tus piernas detrás de ti con los dedos de los pies apuntados.

  3. Patalea con las piernas rectas y las rodillas relajadas. Mantén movimientos cortos y rápidos con las piernas apenas por debajo de la superficie del agua. Según Swim Magazine, debes flexionar los pies hacia adelante lo más posible cuando patalees al agua para que tu impulso sea más pronunciado.

  4. Aléjate de la pared y comienza la brazada de estilo libre. Concéntrate en un ritmo constante de patadas que es aproximadamente el doble de rápido que tus brazadas.

  5. Gira el cuerpo ligeramente de un lado a otro, mientras usas tus muslos para mantener el pataleo. No lo hagas con las rodillas.

  6. Practica la patada agitada acostado boca arriba. Debe ser casi igual que la patada de estilo libre, con la diferencia que te estás impulsando hacia atrás en el agua en lugar de hacia adelante.

    Patada de delfín

  1. La patada de delfín te ayudará a impulsar tu brazada de mariposa si la haces de manera adecuada.

    Sostén la pared de la piscina y deja que tu cuerpo flote en la superficie.

  2. Coloca completamente las piernas juntas desde los muslos hasta los pies. Apunta los dedos de tus pies.

  3. Utiliza las caderas para comenzar las patadas con las piernas juntas actuando como una aleta para empujar el agua.

  4. Ondula tu cuerpo en un movimiento hacia arriba y abajo a medida que continúas pataleando con fuerza. PopSci magazine te aconseja imaginar que estás moviendo un látigo mientras mueves tu cuerpo y pataleas con cada movimiento empezando por el pecho y siguiendo hasta los dedos de los pies.

  5. Continúa practicando la patada de delfín con una tabla flotadora hasta que estés listo para juntar los elementos del estilo mariposa.

  6. Realiza el nado de mariposa impulsándote con la patada de delfín mientras los brazos realizan el movimiento de "bocallave" y tu cuerpo se ondula a través del agua. Aunque la patada de delfín es simple, debes aprender el ritmo correcto de coordinarlo con el resto de tu cuerpo al nadar el estilo mariposa.

    Patada de pecho

  1. La patada de pecho debes hacerla coordinadamente con la brazada para ser exitosa.

    Sostén la orilla de la piscina con las manos y deja que tu cuerpo flote en la superficie.

  2. Coloca las piernas estiradas detrás de ti, y haz que se toquen desde los muslos hasta los pies, con los dedos apuntados.

  3. Dobla tus rodillas como si fueras a patear tu parte inferior con el talón, permitiendo que tus pies se flexionen.

  4. Patea hacia afuera con las piernas, hacia los lados opuestos de la piscina.

  5. Regresa tus piernas de nuevo a la posición recta detrás de ti. Haga que tus piernas se toquen desde los muslos hasta los pies con los dedos de los pies en punta.

  6. Continúa practicando esta patada en la pared hasta que estés listo para incorporarla con el resto de la brazada de pecho.

  7. Realiza la brazada de pecho con una fuerte patada, recordando jalarte con los brazos, patadas de rana con las piernas, y luego deslízate con cada movimiento.

Consejos y advertencias

  • Practica ejercicios de pataleo con una tabla flotadora para fortalecer las piernas y perfeccionar tu técnica.

Más galerías de fotos



Escrito por lisa mooney | Traducido por daniela fedorov