Cómo hacer un pastel de carne bajo en carbohidratos

Para muchas personas, el pastel de carne es la mejor comida casera. Sin embargo, el pastel de carne tradicional puede estar lleno de carbohidratos. El pan rallado, las galletas saladas, las papas frutas y otros carbohidratos actúan como aglutinantes para mantener la forma del pastel de carne. La buena noticia es que hay ingredientes como los huevos y los productos lácteos que también actúan como aglutinantes. Los huevos, por ejemplo, se solidifican al cocinarlos, lo que le agrega cuerpo al pastel de carne. Si sigues algunas directrices puedes preparar un pastel de carne que te hará agua la boca y que no sólo no contiene carbohidratos sino que también es saludable.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Tazón mezclador grande
  • Cuchara de madera
  • Cacerola
  • Cebolla
  • Apio
  • Diente de ajo
  • Solomillo magro o pavo molido
  • Leche baja en grasa
  • Huevos, ligeramente batidos
  • Leche
  • Orégano
  • Albahaca
  • Aerosol de cocina
  • Asadera
  • Salsa de tomate
  • Termómetro de carne
  • Papel de aluminio
  • Fuente para servir

Instrucciones

  1. Precalienta el horno a 350 grados Fahreneheit (176 grados Celsius).

  2. Saltea las verduras picadas y el ajo en una cacerola usando una pequeña cantidad de aceite vegetal, como el de canola y el aceite de oliva. Para una libra (453 gramos) de carne picada necesitarás una cebolla, un diente de ajo y un par de tallos de apio. Saltear las verduras te permite asegurarte de que están bien cocidas y que imparten el máximo sabor a la carne densa.

  3. Coloca la carne picada en un tazón mezclador. Elige un solomillo magro picado o pavo para reducir el contenido de grasas saturadas en el pastel de carne. Al usar carnes magras también eliminas la necesidad de rellenos, como el pan, para absorber el exceso de grasa que resulta cuando cocinas cortes más grasos de carne.

  4. Agrega las verduras salteadas, una pequeña cantidad de leche baja en grasa, huevos y una pequeña cantidad de condimentos, como el orégano y la albahaca, a la carne picada. Para una libra de carne picada, generalmente necesitas un par de huevos para que mantengan el pastel de carne en forma eficiente. Combina bien todos los ingredientes, usando una cuchara de madera o las manos limpias.

  5. Rocía el interior de la asadera con aerosol de cocina. Da forma de hogaza a los ingredientes mezclados y ponla en el recipiente de modo que el pastel de carne no toque los bordes. Una asadera proporciona el espacio para que las grasas cocidas se dispersen en el fondo y que el pastel de carne se hornee mientras que en un molde para pan la carne a menudo se asienta y se cuece sobre las grasas.

  6. Vierte el contenido de una lata pequeña de salsa de tomate sobre la mezcla de carne, de modo que cubra la parte superior del pastel.

  7. Coloca la bandeja para hornear en el horno precalentado y hornea durante aproximadamente 45 minutos o hasta que el termómetro para carne registre 160 grados Fahrenheit (71 grados centígrados).

  8. Quita la asadera del horno. Cubre el pastel de carne con papel de aluminio y déjalo en reposo por 30 minutos a una hora para que los jugos se reabsorban en la carne, mientras el papel de aluminio la mantiene caliente. Transfiere el pastel de carne a una fuente caliente para servir.

Consejos y advertencias

  • La leche de soja en polvo es una excelente alternativa a los huevos y a la leche común como aglutinante para aquellos que tienen alergia al huevo o intolerancia a la lactosa.

Más galerías de fotos



Escrito por karen curinga | Traducido por alejandra prego