Panax Ginseng vs. Ginseng siberiano

El ginseng herbolario existe en tres variedades distintas: oriental, americano y siberiano. El oriental, o panax ginseng, se cultiva principalmente en China y Corea, donde se cultiva por sus raíces. La raíz del ginseng chino se seca de forma natural y se vuelve de color blanquecino, mientras que la raíz de ginseng coreano es tratado de manera diferente y se torna color rojizo, por lo que aveces se conoce como "panax rojo". El siberiano no es ginseng en realidad, sino más bien un primo lejano de los tipos panax. Todos los tipos de ginseng tienen uso medicinal, por lo general para aumentar la energía y mejorar la vitalidad. Consulta al médico antes de comenzar a tomar cualquier suplemento.

Historia

El ginseng se ha utilizado durante generaciones, sobre todo dentro de los protocolos de la medicina tradicional china. El nombre se originó en China y significa "planta del hombre", porque la raíz de ginseng se asemeja a la forma humana, como se cita en "The Complete Book of Chinese Medicine”. Los antiguos griegos más tarde añadieron el prefijo latino panax, que se deriva de la palabra panacea, o "cura-todo". Ambas culturas antiguas dependían de la raíz del ginseng para aliviar una variedad de condiciones, pero fue visto principalmente como un tónico para aumentar la vitalidad. El ginseng siberiano se cultiva principalmente en el este de Siberia y fue etiquetado como ginseng en los tiempos modernos, principalmente con fines de comercialización.

Gingseng coreano

El ginseng coreano es considerado como la variedad más potente y popular del mundo, con un estimado de 6 millones de usuarios estadounidenses que lo han probado al menos una vez, de acuerdo con “The Way of Chinese Herbs.” En la medicina tradicional china, el panax rojo se cree que estimula la energía yang, que mejora la circulación , aumenta el flujo sanguíneo, revitaliza el cuerpo y ayuda a la recuperación de la debilidad después de alguna enfermedad. En Asia, el panax rojo se toma con regularidad para aumentar la vitalidad y la energía, mejorar la eficiencia en el trabajo, combatir la fatiga, fortalecer el sistema inmunológico y aumentar la libido. En los países occidentales, se da de forma más esporádica como un refuerzo de energía , a pesar de un artículo de evaluación publicado en la edición de 2005 de “Phytotherapy Research” el cual concluyó que los adaptógenos a base de hierbas como el ginseng, pueden beneficiar a las personas diagnosticadas de fibromialgia, síndrome de fatiga crónica , depresión y enfermedad de Alzheimer mediante la reducción de los niveles de dolor, aumentando la energía y la cognición y restaurando los ciclos de sueño. El ginseng coreano se cosecha después de seis años, después es curado al vapor antes de ser deshidaratado. Este proceso produce raíces de color marrón rojizo y conserva los compuestos activos de la planta, llamados ginsenósidos .

Ginseng chino

La principal diferencia entre el ginseng coreano y el chino es su potencia. El ginseng chino tiene efectos energizantes más leves, por lo que se cree que es más adecuado para los niños pequeños, los ancianos y personas muy enfermas, como se cita en “Chinese Herbal Medicine: Materia Medica”. El ginseng chino se produce principalmente en Manchuria y es generalmente de color blanco en el color, porque las raíces se secan en el sol. El proceso de deshidratación descompone las enzimas, lo que reduce la potencia de la raíz. Se cultiva de cuatro o seis años antes de ser cosechado.

Ginseng siberiano

El ginseng siberiano o eleuterococo senticosus, en realidad no es ginseng, sino más bien una especie diferente que cambió al nombre de ginseng probablemente para fines comerciales y para aumentar las ventas. La variedad siberiana tiene raíces leñosas en lugar de carnosas y contienen compuestos eleutherosid lugar de ginsenósidos, citado en “Medical Herbalism”. Los eleuterósidos es un tipo diferente de adaptógenos, aunque contienen propiedades energizantes. El ginseng siberiano es menos potente que las variedades asiáticas, especialmente el panax rojo, y están muy bien estudiados.

Más galerías de fotos



Escrito por owen bond | Traducido por daniela fedorov