Qué pueden hacer los padres para mantener a los niños pequeños activos

La mayoría de los padres tiene dificultades para mantenerse al día con sus niños pequeños, que parecen estar en movimiento perpetuo. Los niños pequeños encuentran al mundo un lugar interesante para estar, con cosas nuevas e interesantes en cada esquina. Los padres pueden aprovechar el entusiasmo natural de los niños mediante la participación en actividades físicas regulares, enseñando hábitos importantes para toda la vida a sus pequeños. Ponte en forma con tu hijo todos los días apagando la televisión y la computadora, y dándole la atención que ansía.

¿Cuánta actividad necesitan los niños pequeños?

Según KidsHealth.org, los niños necesitan por lo menos 30 minutos de actividad física dirigida por adultos por día, 60 minutos de juego libre, y no más de una hora de actividad sedentaria a la vez, con la excepción del sueño. Los niños que aprenden los beneficios de la actividad física desde una edad temprana tienen más probabilidades de mantenerse activos durante el resto de sus vidas. Los padres deben asegurarse de pasar tiempo de actividad física con sus hijos todos los días. Si tu hijo pasa mucho tiempo fuera de casa durante el día, asegúrate de preguntar acerca de los tipos de actividades que regularmente hace.

Limita el tiempo de televisión

En el mundo conectado de hoy, es fácil perder horas delante de una pantalla. A pesar de que tu niño puede estar viendo videos educativos o jugando juegos de aprendizaje en el equipo, limitar las actividades y supervisarlas cuidadosamente puede liberar tiempo para actividades más activas. La American Academy of Pediatrics recomienda ningún tiempo de pantalla para los niños menores de 2 años de edad, con una cuidadosa selección de los programas para los niños mayores. Da un buen ejemplo, limitando tu propio tiempo de televisión, pasando ese tiempo en el juego activo con tus hijos en su lugar.

Disfruta al aire libre

Salir a la calle con un niño abre un mundo de posibilidades de actividad. Los padres pueden fomentar la curiosidad natural de los niños mediante la creación de oportunidades para realizar actividades al aire libre en todas las estaciones, o dejando que los niños tomen la iniciativa, siguiendo la diversión. Jugar en los charcos, ir en trineo, pasear por el bosque, jugar en el parque o enseñar una versión simple de un deporte que toda la familia disfrute son todas buenas maneras para que los padres mantengan a sus niños pequeños en movimiento. Diviértete y mantente activo jugando a seguir al líder, saltando como un conejo o saltando como un leopardo. Juega a la mancha, captura u otra actividad favorita de tu propia infancia.

Únete al grupo

Las clases "Mamá y yo" y los grupos de juego pueden ser beneficiosos tanto para los niños pequeños como para sus padres. Las clases ofrecen a los padres la oportunidad de introducir a los niños a actividades como volteretas, natación, arte o música en un ambiente seguro y estructurado. Tu niño probablemente va a prosperar en una situación en la que mamá o papá está cerca, pero puede comenzar a ganar independencia explorar y jugar con otros niños. Para los padres, es una buena oportunidad para conectar y compartir con otros padres de niños pequeños.

Más galerías de fotos



Escrito por dana tuffelmire | Traducido por eva ortiz