Organización de escritorios para adolescentes con ADHD (Transtorno de Déficit de atención e hiperactividad)

El término "adolescente organizado" probablemente parece un oxímoron tanto como "armonía discordante" para la mayoría de los padres. La organización es un desafío común para los adolescentes, especialmente para aquellos que sufren de TDAH. Si tu hijo es una víctima del TDAH, sin embargo, su falta de organización no es del todo culpa suya. Las personas con TDAH tienen problemas de la función ejecutiva, que es el proceso neurológico que hace posible la organización, según la revista "ADDitude". En lugar de mover la cabeza por la consternación acerca de la situación excepcional desorganizada del escritorio de tu hijo, haz algo para ayudarle a eliminar el problema mediante el uso de técnicas apropiadas para el TDAH que sufre.

Deshazte del material extra


Sus habilidades de organización limitadas son ya un obstáculo, el material extra en el escritorio de tu hijo con TDAH sólo complicaría las cosas.

Sus habilidades de organización limitadas son ya un obstáculo, el material extra en el escritorio de tu hijo con TDAH sólo complicaría las cosas. Enciende tus esfuerzos de organización del escritorio mediante la eliminación de todo lo que no es necesario para completar las tareas, sugiere el Dr. Robert Myers para motivar a los padres. Haz que tu hijo te ayude a eliminar estas cosas de su espacio en el escritorio, lo que le permite tomar posesión de este proceso de limpieza, y mejorará las posibilidades de que él sólo ponga artículos escolares relacionados en su escritorio.

Todo tiene un lugar


Compra cajones o un armario, y ayuda a tu hijo a usar estas herramientas de organización productiva.

Ayuda a tu hijo a mantener su desorden en el escritorio mediante la creación de un sistema de organización claro y fácil de mantener. Compra cajones o un armario, y ayuda a tu hijo a usar estas herramientas de organización productiva. Con la ayuda de tu hijo, acomoda el desorden que deja actualmente en la superficie de su escritorio oculto. Crea un lugar para cada cosa, usando un rotulador para marcar los cajones y armarios con su contenido, sugiere la revista "ADDitude".

Instala un tablero de corcho


Dale un nuevo lugar para almacenar estos documentos a menudo necesarios mediante la instalación de un tablero de corcho directamente sobre su escritorio.

Los adolescentes pueden sentirse inclinados lógicamente a guardar los papeles a los que tienen que hacer referencia a menudo, como sus planes de estudio, en su escritorio. Si bien tiene sentido que él quiera mantener estos documentos a la mano, tenerlos en su escritorio sólo hará más difícil que tenga espacio. Dale un nuevo lugar para almacenar estos documentos a menudo necesarios mediante la instalación de un tablero de corcho directamente sobre su escritorio. Anima a tu hijo a clavar los documentos de este tipo en el tablero, dice la Educación Familiar.

Establece un sistema de llenado


Usa un armario o cajón grande como un lugar de almacenamiento para estos papeles.

Los trabajos que tu hijo no necesita a menudo son los mejor situados fuera de la vista y si están a la vista, pueden distraerla. Usa un armario o cajón grande como un lugar de almacenamiento para estos papeles. Compra carpetas en varios colores y ayuda a tu hijo a establecer un sistema de almacenamiento con código de color, usa carpetas rojas para los papeles de la clase de inglés y carpetas verdes para las notas de matemáticas, por ejemplo.

Revisa regularmente


Si el escritorio no está ordenado cuando lo revises, siéntate con él y ayúdale a ponerlo en orden.

Revisa el área de trabajo de tu hijo con regularidad y recompénsalo cada vez que esté ordenado y limpio. Si el escritorio no está ordenado cuando lo revises, siéntate con él y ayúdale a ponerlo en orden, pon sus pertenencias en los lugares adecuados y prepara el espacio para su propósito: el trabajo.

Más galerías de fotos



Escrito por erin schreiner | Traducido por gii urii