¿El omega-3 es un antioxidante?

Los ácidos grasos Omega-3 son un tipo de grasa poliinsaturada y son derivados de fuentes vegetales o pescado. "Antioxidante" se refiere a la característica química de las sustancias que son capaces de neutralizar el daño de los radicales libres en el cuerpo. Mientras que los omega-3 no se alinean entre los súper antioxidantes, el “Journal of the American College of Nutrition” informa que bajan los niveles de radicales libres. El omega-3 también puede aumentar la actividad de las enzimas antioxidantes fabricadas por el cuerpo.

Sobre los antioxidantes

Cuando el cuerpo degrada los alimentos o es expuesto a toxinas ambientales, produce compuestos inestables llamados radicales libres. Los radicales libres causan un daño conocido como estrés oxidativo, el cual puede contribuir al desarrollo del cáncer, la artritis reumatoide y Alzheimer, enfermedades de los ojos, corazón y Parkinson. Los antioxidantes se cree que protegen tu cuerpo contra el estrés oxidativo mediante la neutralización de los radicales libres. Miles de diferentes sustancias en los alimentos pueden actuar como antioxidantes. Las sustancias con elevada actividad antioxidante incluyen las antocianinas, betacaroteno, catequinas, coenzima Q10, flavonoides, ácido lipoico, luteína, licopeno, selenio y vitaminas A, C y E. El cuerpo también produce enzimas antioxidantes.

Fuentes antioxidantes

En estudios observacionales, las dietas altas en alimentos ricos en antioxidantes como frutas y verduras se han asociado con un menor riesgo de enfermedades crónicas. Según MayoClini.com, las bayas, como los arándanos (blueberries), moras (blackberries), frambuesas (raspberries) y fresas (strawberries), son ricas en antioxidantes, junto con las manzanas, aguacates (avocados), cerezas (cherries), peras (pears), ciruelas, piña (pineapple), ciruelas pasas y kiwi. Algunas de las fuentes vegetales más ricas incluyen alcachofas (artichokes), brócoli, repollo rojo (cabbage) y blanco y batatas. Los frijoles (beans) rojos pequeños, negros, riñón y pintos también son ricos en antioxidantes. Muchas hierbas, incluyendo canela (cinnamon), clavo de olor (cloves), jengibre (ginger) y orégano, también son ricas antioxidantes. Otras buenas fuentes incluyen frutos secos (nuts), como nueces (walnuts), pistachos, nueces pecanas, avellanas y almendras, té verde, café, vino tinto, jugo de granada (pomegranate), avena y chocolate oscuro.

Sobre omega-3

Los ácidos grasos omega-3 incluyen DHA y EPA, encontrados en los peces y ALA, que se encuentran en los alimentos vegetales. El omega-3 tienen muchos beneficios para el corazón, lo protegen contra las arritmias, ataque cardíaco y accidente cerebrovascular. Ellos también desaceleran la acumulación de placa, reducen los triglicéridos, la presión arterial, la inflamación y coagulación y mejoran las relaciones de lípidos. Debido a sus efectos antiinflamatorios, el omega-3 pueden ser beneficioso en el tratamiento de la artritis reumatoide, asma y enfermedad de Crohn, según Pharmacist’s Letter. Aún se estudia el papel potencial de los omega-3 en la prevención y tratamiento de cataratas, osteoporosis, enfermedad renal, depresión, trastorno bipolar, enfermedad de Alzheimer y otras enfermedades. La actividad antioxidante es un mecanismo potencial a través del cual los ácidos grasos omega-3 pueden reducir la inflamación. En ratas, el omega-3 aumentó la producción de las enzimas antioxidantes glutatión peroxidasa, superóxido dismutasa y catalasa. En personas con diabetes tipo 2, el omega-3 aumentó la glutatión peroxidasa pero no otras enzimas antioxidantes, según un estudio de 2002 publicado en "Diabetes Metabolism".

Fuentes de omega-3

Los peces que son ricos en ácidos grasos omega-3 incluyen salmón, caballa, trucha de lago, sardinas y atún. Las fuentes vegetales de omega-3 incluyen las semillas de lino, nueces negras o inglesas, semillas de calabaza y de lino, nuez, canola, soja (soybean) y aceites de oliva. Algunas fuentes de omega-3 también son ricas en otros antioxidantes. Por ejemplo, las semillas de lino y las nueces son altas en vitamina E, mientras que el salmón y el atún son ricos en selenio.

Más galerías de fotos



Escrito por catherine cox | Traducido por marcela carniglia