Valor nutritivo de las semillas de lupino

Las semillas de lupino, a veces llamadas semillas de altramuz, son un miembro de la familia de las leguminosas y son una adición saludable a tu dieta, y se puede consumir por sí solas o usarlos como un sustituto de harina. Comer frijoles lupini le agrega valor nutricional a tu dieta, ya que están repletos de fibras, proteínas, vitaminas del complejo B y minerales esenciales. Pero debes evitar las semillas de altramuz si tienes una alergia al maní, ya que pueden desencadenar una reacción alérgica.

Macronutrientes y fibra

Una porción de 1 taza de semillas de altramuz cocidas contiene 198 calorías, que provienen de una pequeña cantidad de grasa y una mayor cantidad de proteínas y carbohidratos. Cada taza de lupino cuenta con 26 gramos de proteína, que ayuda en el crecimiento de células, apoya la reparación de tejidos y mantiene la función del sistema inmunológico. Una taza de también contiene 16,4 gramos de hidratos de carbono, incluyendo 4,6 gramos de fibra. Esta fibra dietética que representa el 18 por ciento de la ingesta diaria recomendada de fibra para las mujeres y el 12 por ciento para los hombres, mantiene la salud cardiovascular y también puede ayudar en el control de peso. Una porción de frijoles lupini también ofrece 4,9 gramos de grasa, que proporciona energía y ayuda a absorber ciertas vitaminas.

El folato y tiamina

Comer altramuces ayuda a consumir más vitaminas. Ellos proporcionan una cantidad significativa de tiamina, una vitamina esencial para el metabolismo de los hidratos de carbono y las grasas, así como el mantenimiento de la función del sistema nervioso. Cada porción de 1 taza de semillas cocidas contiene 0,22 mg de tiamina, que es el 20 por ciento de la ingesta diaria recomendada para las mujeres y el 18 por ciento para los hombres. Los frijoles lupini también ofrecen 98 microgramos de ácido fólico por porción, que es el 25 por ciento de la ingesta diaria recomendada. El folato ayuda a que las células metabolicen las proteínas y también controla la actividad de los genes.

Manganeso y zinc

Añade las semillas de lupino a tu dieta como fuente de minerales. Como resultado de su contenido de zinc, promueven la función inmune, y también ayudan en la salud reproductiva y la regulación de la actividad de los genes. Comer una taza de frijoles cocidos lupini aumenta tu consumo de zinc en 2,3 miligramos, que es el 29 por ciento de la ingesta diaria recomendada para mujeres y 21 por ciento para los hombres. El manganeso en altramuces neutraliza los radicales libres, previniendo el daño celular, y también es compatible con huesos sanos y el crecimiento del cartílago. Una taza de frijoles lupini ofrece 1,12 miligramos de manganeso, lo que constituye aproximadamente la mitad de la ingesta de manganeso recomendada para los hombres y 62 por ciento para las mujeres.

Magnesio y cobre

Opta por altramuces como fuente de magnesio. Cada taza tiene 90 miligramos, lo es el 28 por ciento de la ingesta recomendada para las mujeres y 21 por ciento para los hombres. El consumo de una taza de semillas de lupino también aumenta tu consumo de cobre a 383 microgramos, o el 43 por ciento de la ingesta diaria recomendada. La mayor parte del magnesio en el cuerpo trabaja para mantener la densidad ósea saludable, mientras que cantidades más pequeñas ayudan a la función muscular, contribuyen a la salud de las membranas celulares y ayuda en la señalización celular. El cobre abundante en altramuces ayuda a tu cuerpo a procesar el hierro, ayuda en la función de la médula espinal y el cerebro, y fortalece los vasos sanguíneos.

Más galerías de fotos



Escrito por sylvie tremblay, msc | Traducido por mariana nonino