Nutrientes en la dieta para el segundo mes de embarazo

El segundo mes de embarazo comienza a las cinco semanas de embarazo, que es aproximadamente tres semanas después de la concepción. Una madre podría no ser consciente de que está embarazada en este momento, aunque muchos cambios importantes ya están teniendo lugar en tu hijo nonato. Ciertos nutrientes son vitales para el desarrollo del bebé durante este tiempo.

Ácido fólico

El ácido fólico es una de las vitaminas B y es también conocida como folato. El ácido fólico es vital durante las primeras semanas del embarazo, ya que es cuando el cerebro y la médula espinal del bebé comienzan a desarrollarse. Las futuras madres que no reciben la dosis diaria recomendada de ácido fólico durante este tiempo corren el riesgo de tener un niño con déficit del tubo neural o tener un parto prematuro. El American Congress of Obstetricians and Gynecologists o ACOG, recomienda 400 microgramos diarios a principios del embarazo; Sin embargo, la Mayo Clinic recomienda de 800 a 1.000. Las cantidades reales pueden variar dependiendo de las enfermedades médicas previas y las recomendaciones del médico. Algunos alimentos ricos en ácido fólico incluyen espinacas, frijoles y cereales fortificados.

Hierro

A principios de su embarazo, la fuente de sangre de una mujer aumenta para apoyar a su bebé a desarrollarse. Una mujer que no obtiene suficiente hierro a principios del embarazo puede sentirse fatigada y correr el riesgo de desarrollar anemia. ACOG recomienda a una mujer embarazada tomar 27 miligramos de hierro diario durante el embarazo tan pronto como sepa que está embarazada. Según Ohio State University, la mayoría de las mujeres no pueden lograr esto a través de alimentos solamente y generalmente requieren un suplemento. Afortunadamente, la mayoría de las vitaminas prenatales contienen altas cantidades de hierro. Los alimentos adicionales ricos en hierro incluyen carnes, pollo y frijoles.

Calcio

El calcio es importante para los huesos de la madre y del bebé. A principios del embarazo, el sistema óseo comienza a formarse, creciendo y desarrollándose a lo largo del curso de nueve meses. Las mujeres deben recibir 1.000 miligramos de calcio diarios, a partir de cuando descubren que están embarazadas. Sin embargo, la Mayo Clinic informa que las adolescentes embarazadas necesitan más calcio que la mujer media expectante, hasta 1.300 miligramos al día. Una mujer que no recibe suficiente calcio durante el embarazo puede perder calcio de los huesos. Las buenas fuentes de calcio incluyen productos lácteos y verduras.

Proteína

La proteína es especialmente importante durante el segundo y tercer trimestre del embarazo. Sin embargo, las madres deben empezar a tomar en proteína adicional tan pronto como sepan que están embarazadas (ver Referencias 2). La Ohio State University , informa que la proteína ayuda a construir el suministro de sangre, así como los músculos en desarrollo del bebé. Una mujer embarazada que es vegetariana o vegana podría necesitar fuentes adicionales de la proteína a lo largo de su embarazo. La cantidad diaria recomienda de proteínas para las mujeres embarazadas es de 71 gramos diarios (ver Referencias 2). El requesón bajo en grasa y el pescado bajo en mercurio son buenas fuentes de proteína, ofreciendo un tercio del valor diario cada (ver Referencias 2).

Recuento de calorías

Durante el segundo mes de embarazo, una mujer no necesita muchas calorías extras al día para apoyar a su bebé en el crecimiento. Las calorías adicionales debe venir más adelante en el embarazo. Sin embargo, para asegurarse de que esté recibiendo los nutrientes vitales que necesita sin aumentar demasiados kilos, debería centrarse en alimentos ricos en nutrientes y bajos en calorías y tomar una vitamina prenatal.

Más galerías de fotos



Escrito por erica jacques | Traducido por maria gloria garcia menendez