Nutrientes de la batata versus los del ñame

Los ñames y las batatas (patata dulce) son botánicamente distintos, aunque los términos se usan indistintamente. Los primeros tienen carne pálida y crecen en Asia y África, mientras que las batatas tienen pulpa de color naranja o amarilla brillante y crecen en las regiones tropicales de América, explica la University of California Cooperative Extension. Una porción de 8 onzas de ñame proporciona 150 calorías en comparación con las 200 calorías aportadas por la misma cantidad de batatas, y ambos son alimentos ricos en nutrientes. Sin embargo, las batatas tienen una ventaja sobre los ñames en ciertos nutrientes.

Proteína

Las batatas aportan 5 gramos de proteína en una porción de 8 onzas, en cambio la misma cantidad de ñame proporciona sólo 2 gramos. Ningún vegetal es una fuente particularmente rica en proteína, un nutriente necesario para el desarrollo muscular y la reparación de los tejidos. Al igual que con la mayoría de las fuentes vegetales de proteínas, las aportadas por el ñame y la batata no proporcionan todos los aminoácidos esenciales que tu cuerpo necesita.

Carbohidratos y fibra

Tanto los ñames como las batatas ofrecen abundantes hidratos de carbono, por ejemplo, en una porción de 8 onzas el ñame aporta 40 gramos mientras que las batatas 45 gramos. La fibra es abundante en ambos vegetales; el ñame suministra 5 gramos y la batata 7,5 gramos. Los hidratos de carbono proporcionan a tu cuerpo azúcares, su fuente preferida de combustible y, por lo tanto, el ñame y la batata son buenas fuentes de energía. La fibra, aunque no sea digestible, mejora la salud gastrointestinal y puede ayudar a evitar algunos tipos de cáncer, así como la obesidad, según el University of Illinois McKinley Health Center.

Grasa

Tanto el ñame como la batata son alimentos muy bajos en grasa, con menos de medio gramo por porción. Tu cuerpo necesita un poco de grasa en la dieta para asegurar una ingesta saludable de vitaminas solubles en grasa y mantener las membranas celulares en buen estado, pero un exceso de grasa en la dieta puede conducir a la obesidad y problemas cardiovasculares. El bajo contenido en grasa del ñame y la batata pueden ayudar a mantener la ingesta total de grasas a raya.

Vitaminas

La mayor diferencia nutricional entre el ñame y la batata es su contenido de vitamina A. Una batata de 8 onzas proporciona un 270% de la cantidad diaria necesaria de esta vitamina, la cual es esencial para mantener la piel y los tejidos blandos sanos, mientras que la misma porción de ñame ofrece sólo el 1%. Ambos vegetales son buenas fuentes de vitamina C, vitamina B6, tiamina y ácido pantoténico. 1 taza de batatas proporciona entre el 20 y 50% de la cantidad diaria necesaria de cada una de estas vitaminas, más o menos el doble de la cantidad que contiene el ñame. La vitamina C ayuda a que tu cuerpo sane sus heridas y los tejidos dañados, mientras que la vitamina B6, la tiamina y el ácido pantoténico permiten metabolizar los alimentos y mantener las células en buen estado.

Minerales

Una porción de 1 taza de batatas proporciona la mitad de la cantidad diaria necesaria de potasio, cobre y manganeso. La misma porción de ñame es también una buena fuente de estos minerales, proporcionando un 20% de tus necesidades diarias. El potasio ayuda a la producción de energía y la contracción muscular, mientras que el cobre juega un papel en la síntesis del colágeno, la hemoglobina y la melanina. La función del manganeso en el cuerpo es indeterminada, según el Texas Heart Institute, pero también es necesario para una buena salud.

Más galerías de fotos



Escrito por jan annigan | Traducido por patricia a. palma