Nueces: tostadas vs. crudas

Los frutos secos son un delicioso bocadillo nutritivo. Son buenos para la salud, siempre y cuando no estén recubiertos con azúcar, fritos en aceite o cubiertos con sal. Están disponibles crudos y tostados. De cualquier manera, las nueces contienen un promedio de 185 calorías por onza y pueden sumarte libras si no tienes cuidado.

Nutrición de los crudos y los tostados

Sólo hay pequeñas diferencias nutricionales entre los frutos secos crudos y tostados, de acuerdo con la base de datos del USDA. Una onza de nueces crudas contiene 157 calorías, 12.43 gramos de grasa, 8.56 g de hidratos de carbono, 5.17 g de proteínas, 0.9 g de fibra y 7 mcg de ácido fólico. Una onza de frutos secos tostados contiene 163 calorías, 13.14 gramos de grasa, 9.27 g de hidratos de carbono, 4.34 g de proteínas, 0.9 g de fibra y 20 mcg de ácido fólico.

Peligro de los frutos secos crudos

Las nueces crudas tienen el peligro potencial de contener bacterias que causan enfermedades. Se ha informado sobre salmonella al comer almendras y pistachos crudos. El tratamiento de los frutos secos crudos con vapor, calor seco u óxido de propileno reduce el riesgo de contaminación con bacterias. No hay evidencia de que los frutos secos tostados, blanqueados o con otro tratamiento térmico conllevan el riesgo de contaminación con salmonella, según los Centers for Disease Control and Prevention.

Digestibilidad

El proceso de tostado altera la digestibilidad de las almendras y su efecto en satisfacer el hambre, según un estudio que comparó la digestión de almendras crudas y tostadas, publicado en la edición de diciembre 2009 de la revista "Food Biophysics". Las almendras crudas se digieren más lentamente que almendras tostadas, y se hinchan más con los fluidos del estómago, creando una mayor sensación de plenitud del estómago y satisfaciendo el hambre por más tiempo. Tostar las almendras causa una digestión más fácil y efectiva, que satisface el hambre más rápidamente, pero por un período corto de tiempo.

Beneficios para la salud

Comer nueces puede reducir tu riesgo de enfermedades del corazón. Los frutos secos están llenos de grasas saludables y el aminoácido arginina, que relaja las arterias estrechas y aumenta el flujo sanguíneo, de acuerdo con la Harvard School of Public Health. Comer una onza de nueces varias veces por semana puede proteger contra ataques al corazón, ritmo anormal del corazón y muerte súbita cardíaca. Las nueces también contienen vitamina E, ácido fólico, fibra y potasio. Las buenas opciones incluyen nueces, almendras, nueces de Brasil, cajús, avellanas, cacahuetes, pistachos y nueces.

La mirada de los expertos

Tostar las nueces y las semillas no cambia significativamente su valor nutricional, y las afirmaciones de que las nueces tostadas cambian la composición de grasa o reducen la vitamina E no son ciertas, según Karen Collins, M.S., R.D., C.D.N., del American Institute for Cancer Research. Cualquiera de las dos es una buena fuente de nutrientes así que elege una variedad para disfrutar más, aconseja Collins.

Más galerías de fotos



Escrito por gianna rose | Traducido por sofia loffreda