¿Por qué el nivel de secreción hormonal de crecimiento (HGH) aumenta cuando ayunas?

La hormona de crecimiento humano (HGH, por sus siglas en inglés) o somatotropina, aumenta cuando ayunas. En circunstancias normales, promueve la síntesis de músculo magro y el almacenamiento de glucógeno, así como de grasa. Sin embargo, cuando ayunas, aumentas los niveles de hormona y estimulas la destrucción del tejido graso, según indica Niels Moller, del Aarhus University Hospital in Denmark. Tu cuerpo necesita la grasa para producir energía.

Cómo funciona

El aumento de HGH durante el ayuno te ayuda a preservar el tejido muscular, así como también te ayuda a preservar las reservas de glucógeno mientras en su lugar usas las reservas de grasa. Esta descomposición de la grasa se llama lipólisis, ya que libera ácidos grasos libres y glicerol, que después se metabolizan para producir energía. Según Madelon Buijs, investigador de Leiden University Medical Center en los Países Bajos, los niveles de HGH producidos por la glándula pituitaria aumentan notablemente en un plazo de 13 horas después de comenzar el ayuno.

Niveles en sangre

En los casos de falta de HGH durante el ayuno, la pérdida de proteínas en el músculo aumenta en aproximadamente un 50 %. Además del ayuno, el ejercicio y el estrés también pueden aumentar los niveles de HGH. También están sujetos a mucha variación durante el día, debido a que la glándula pituitaria libera la hormona en ráfagas. La medición aleatoria de HGH, contrasta con la que se monitorea por un período, y no es muy útil. Por otra parte, los niveles en la mañana serán más altos, según indica el sitio web LabTestsOnline.org.

Obesidad

En los individuos que ayunan, la insulina regula el metabolismo de la glucosa para obtener energía, pero durante los períodos de ayuno, el HGH se hace más presente. Sin embargo, la lipólisis puede ser mitigada en individuos obesos durante los períodos de ayuno debido a diferentes factores, uno de los cuales pueden ser sus niveles más bajos de HGH. Este efecto puede hacer que los individuos obesos retengan tejido adiposo. Sin embargo, la hormona HGH a niveles bajos también puede protegerlos contra los efectos de los niveles excesivamente altos de ácidos grasos libres, que pueden ser tóxicos para las células.

Información adicional

Las pruebas de HGH no son de rutina. Por lo general, se realizan para ayudar a diagnosticar problemas de la hipófisis, que puede conducir a condiciones tales como el crecimiento o el gigantismo atrofiado. Aunque la terapia de HGH está aprobada para el tratamiento del retraso del crecimiento en niños, también ha atraído la atención más general debido a sus efectos sobre el músculo y tejido graso. Ya existe HGH sintética a la venta, aunque no se sabe mucho sobre su seguridad a largo plazo. Consulta a tu médico si tienes preguntas.

Más galerías de fotos



Escrito por lexa w. lee | Traducido por xochitl gutierrez cervantes