¿Necesitamos sodio para vivir?

A pesar de los riesgos para la salud de demasiada sal, el cuerpo no puede funcionar sin sodio. El sodio sirve a numerosas funciones vitales a nivel celular para controlar el sistema nervioso. El sodio es un mineral que existe naturalmente en el medio ambiente. Los seres humanos y los animales lo requieren. Sin embargo, el equilibrio apropiado es esencial para obtener sus beneficios y evitar los riesgos de salud asociados con el consumo excesivo.

Membrana potencial

El sodio es vital para la función adecuada del cuerpo incluso en el nivel más básico. El sodio y el cloruro de potasio son responsables de mantener el gradiente electroquímico entre el medio ambiente dentro de las células y el líquido que rodea la llamada membrana potencial. Los impulsos del sistema nervioso y las contracciones musculares son controladas por la actividad electroquímica que el sodio hace posible, lo que significa que los impulsos nerviosos son controlados por las cargas eléctricas dentro de estos productos químicos. Una deficiencia en sodio puede llevar a tener una enfermedad de salud grave llamada hiponatremia. Los síntomas incluyen dolor de cabeza y náuseas. Sin tratamiento, la hiponatremia puede causar convulsiones y coma.

Volumen de sangre

El sodio juega un papel esencial en el mantenimiento de volumen de la sangre. La concentración de partículas disueltas en el plasma controla el volumen de sangre. El cuerpo mantiene concentraciones específicas en la sangre y los tejidos circundantes. Cuando comes alimentos salados, tu cuerpo retiene agua para diluir la concentración de sodio en el torrente sanguíneo. El sodio es uno de varios productos químicos responsables del mantenimiento de este sistema.

Equilibrio de calcio

La química del cuerpo implica muchas reacciones complicadas. La relación entre el sodio y el calcio no es la excepción. Si tu dieta es alta en sodio, te arriesgas a perder el calcio de los huesos debido a la química entre el sodio y el calcio. Como el sodio, el calcio es esencial para la vida. El cuerpo descompondrá el hueso para liberar calcio. Con el tiempo, esta acción puede aumentar tu riesgo de desarrollar osteoporosis. Un estudio citado en la edición de junio de 2006 de la "Revista del Colegio estadounidense de Nutrición" indica que las posibilidades de desarrollar osteoporosis son mayores si la ingesta de calcio es baja.

Ingesta de sodio

Aunque el sodio es crucial, el consumo excesivo puede conducir a tener consecuencias graves para la salud. Una dieta alta en sodio aumentará el volumen de la sangre hasta el punto donde puede afectar la presión arterial. Simplemente, cuantos más fluidos retenga tu cuerpo, mayor será el volumen de la sangre. Con más sangre, el corazón debe trabajar más duro para bombear la sangre, aumentando la presión dentro de los vasos sanguíneos. Los Centros de Control y Prevención de Enfermedades estiman que los estadounidenses consumen más de dos veces la dosis recomendada de 1.500 miligramos de sodio por día. Los alimentos procesados y la comida representan más de tres cuartas partes de la ingesta de sal en la dieta estadounidense media.

Más galerías de fotos



Escrito por chris dinesen rogers | Traducido por maria gloria garcia menendez