Natación en aguas poco profundas frente a natación en aguas profundas

Los esenciales para nadar son los mismos cuando pataleas en un chapoteadero o cuando nadas en el mar y lejos de la costa. Por otro lado, cuando nadas a una profundidad cosiderable, es usual que se utilice un equipo de buceo y que se aprendan y cumplan ciertas medidas de seguridad y técnicas especiales. Para los nadadores principiantes, el dejar las aguas poco profundas del final de la alberca puede ser una transición significativa.

Para empezar: aguas bajas frente a las profundas

Para los nadadores principiantes, estar en aguas profundas puede ser intimidante. Una vez que has alcanzado cierta profundidad donde es imposible tocar el fondo con tus pies, debes tener la habilidad de mantenerse a flote de forma segura, o estar bajo la supervisión atenta de un instructor de nado. Sin embargo, mientras aprendes a nadar bajo la supervisión de un maestro calificado, el lograr ir a las profundidades será muy útil porque el agua profunda te da espacio para andar en el agua sin tocar el fondo.

Moverse a aguas más profundas

Antes de empezar a nadar en aguas profundas, aprende a andar en el agua sin esfuerzo y con confianza. Ve hacía la parte de la alberca donde puedas tocar el fondo sólo con tus dedos de los pies. Toma unos minutos para avanzar en al agua, haz con tus piernas unas tijeras largas y suaves, y luego muévete al agua un poco más profunda. Continúa avanzando en el agua profunda con las piernas bien estiradas en cada pataleo. Sólo practica esta maniobra cuando esté tu instructor o un salvavidas cerca.

Buceo en aguas profundas

Si nadas en aguas profundas con la asistencia de un equipo de buceo, tu estilo de natación cambiará un poco porque no necesitarás ir a la superficie regularmente para respirar aire. Aunque no necesites preocuparte por salir a respirar, sí tienes que estar al pendiente de tu suministro de oxígeno de forma cuidadosa mientras nadas. Como debes dividir tu atención entre tu equipo de natación, tus procesos de entrada y salida, y todos los objetivos que desees cumplir, el nadar en aguas profundas es mejor hecho una vez que seas muy bueno con los tipos de nado básicos y puedas hacerlos sin ningún esfuerzo. Para certificarte en buceo, debes poder nadar de 200 a 300 yardas y demostrar que puedes avanzar en el agua al menos por 10 minutos.

Profundidad y velocidad en el agua

Para nado competitivo, la profundidad de la piscina y la profundidad a la que los atletas nadan puede influir en el desempeño y la velocidad. El diseño de la alberca Cubo de Agua usado en los Juegos Olímpicos de Beijing de 2008 tiene 10 pies de profundidad, lo que lo hace 3 pies más profunda que el estándar pasado para las piscinas olímpicas. Según una historia del Agosto de 2008 en NPR.org, Rowdy Gaines, un medallista olímpico y comentarista de natación, parcialmente le da crédito a la profundidad de la piscina y a su diseño general por los muchos récords rotos durante su uso en los Juegos. Si el fondo de la alberca está muy cerca al nadador, la fricción entre las corrientes de agua puede hacer que el nadador vaya más lento.

Más galerías de fotos



Escrito por danielle hill | Traducido por karly silva