¿Qué músculos utilizan las porristas?

Animar es una actividad física que requiere un alto grado de aptitud. Como animadora, necesitas resistencia, fuerza, flexibilidad y equilibrio. Esto implica a muchos de los músculos de todo tu cuerpo. Con el fin de mejorar tus habilidades de porrista, te ayuda entender qué músculos estás utilizando, así puedes entrenar más específicamente.

Cuerpo superior

En tu parte superior del cuerpo, usas tus músculos deltoides en tus hombros, tu pectoral mayor y los músculos menores de tu pecho así como también, los músculos dorsales al ancho de tu espalda. Se pueden utilizar estos músculos para levantar a otras porristas por encima de tu cabeza, para dar vueltas, e incluso con movimientos básicos de brazos. Uno de los mejores ejercicios que puedes hacer para fortalecer estos músculos es una plancha de base. El estiramiento de la parte superior del cuerpo, así como el estiramiento de pecho con un compañero, en la que un compañero empuja tus brazos juntos por la espalda, y el estiramiento superior de espalda, en el que tú juntas las manos frente a tu pecho extendiendo tus brazos lejos del cuerpo, ayuda a mantener estos músculos flexibles.

Músculos centrales

Tus músculos centrales se encuentran en la espalda y el abdomen. Ellos son tus abdominales rectos, oblicuos y espinales erectores. En la animación, estos músculos ayudan a mantener el torso recto. También te dan fuerza para levantar y realizar acrobacias de habilidades y volteretas. En los saltos, tus músculos centrales ayudan a levantar las piernas hacia tu cuerpo. Fortalecer estos músculos con abdominales. Mantenlos flexibles haciendo puentes, o inclinaciones de espalda.

Muslos

Tu muslo y cadera contienen tus isquiotibiales, cuádriceps y músculos de los glúteos. Estos músculos se utilizan ampliamente en los vuelos acrobáticos. De hecho, son el centro neurálgico desde donde debes conseguir la mayor parte de tu fuerza para los vuelos acrobáticos. También ayudan en el salto y las volteretas. Capacita estos músculos para subir las escaleras. Estíralos ampliamente, ya que son muy utilizados y pueden causar un gran dolor si se te endurecen. Realiza un estiramiento del cuádriceps tirando el pie de adentro hacia tu extremo posterior, el estiramiento de la parte frontal del muslo. Estira los músculos isquiotibiales y los glúteos, mediante la extensión de una pierna hacia fuera delante de ti e inclinando tu parte superior del cuerpo hacia él.

Piernas inferiores

Los músculos de la pantorrilla son tu gemelo, sóleo y tibial anterior. Estos músculos son especialmente útiles en el salto y al caer, mientras te ayudan a elevar tu cuerpo del suelo. Fortalece la parte inferior de las piernas con elevación de la pantorrilla, colocando las manos contra la pared y levanta una pierna del suelo. Levántate con el metatarso del pie de apoyo y con la espalda hacia abajo para no permitir que el talón toque el suelo. Para estirar esta zona, ponte cerca de la pared y extiende una pierna hacia fuera detrás de ti. Mantén tu dedo del pie apuntando hacia la pared mientras te inclinas y estiras la pantorrilla. Enfoca el estiramiento más profundo en el músculo sóleo, repitiendo con una pierna trasera doblada.

Más galerías de fotos



Escrito por jami kastner | Traducido por franco castro