Músculos usados cuando caminas

Caminar es uno de los ejercicios de cardio más fáciles que puedes hacer, y es un ejercicio que viene cargado con beneficios para la salud y el fitness. Además de ayudar a mantener una salud cardiovascular y el sistema respiratorio, caminar mantiene a muchos grupos musculares importantes en forma, los músculos clave que usas todos los días. El Colegio Americano de Medicina Deportiva recomienda al menos 150 minutos de ejercicio de intensidad moderada cada semana. Involucrar a tus músculos con una caminata regular todos los días contribuirá a tu objetivo de ejercicio semanal, y también reducirá las posibilidades de que sufras tirones y esguinces.

Presionar

Al caminar hacia adelante, mueves los muslos y las caderas hacia atrás. Este movimiento involucra los músculos de los glúteos y un número de músculos clave en los isquiotibiales, que se encuentran en la parte posterior de los muslos. Estos músculos incluyen el semitendinoso, semimembranoso y el bíceps femoral. Este movimiento de caminar hacia adelante también involucra otro pequeño músculo situado en la parte superior de la cara interna del muslo, que es tu aductor.

Caminar hacia adelante

El segundo movimiento involucrado en pie es la acción de mover las piernas hacia delante. Esta acción involucra a todos los músculos principales en el muslo, incluyendo los cuádriceps. Estos músculos están situados en la parte frontal de los muslos, y éste es también el lugar donde otro músculo importante se activa, el sartorio. Este es el músculo más largo del cuerpo, y se extiende hacia abajo desde la parte superior de tu muslo, curvando el interior de tu muslo, y termina en la parte interior de la rodilla. El punto en el que las caderas y los muslos se encuentran también recibirá entrenamiento, y los músculos que participan aquí incluyen tus psoas ilíaco, tensor de la fascia lata, pectíneo y aductor largo y corto del pulgar.

Encontrar tu zancada

A medida que tus pies tocan el suelo, normalmente con un movimiento del talón a los pies, las pantorrillas interactúan con los tobillos para permitir que cada pie de vuelta. Esta parte de tu pie usará tus músculos gemelos, el sóleo, el plantaris y el tibial posterior y anterior. Tu flexor posterior y los músculos flexor digitorum largo, los músculos delgados que te ayudan a rizar tus dedos de los pies, se activan también en este caso. También dedicado a mover los pies y los tobillos está el extensor largo de los dedos y los músculos largos del dedo pulgar, que se extienden hacia abajo desde la rodilla en la parte frontal de la espinilla.

Espalda y costados fuertes

Caminar hará que te muevas de lado a lado a medida que desplazas el peso de una pierna a la otra, y esta acción involucra las caderas, los abdominales, la cintura y los músculos que soportan la espalda y el área general de la columna vertebral. Los músculos específicos que se utilizan son los músculos oblicuos en tus costados, que manejan cómo girar y flexionar el tronco. También se usan los cuadrados lumbares y el multífido, que hacen el mismo trabajo, soportando a la zona lumbar. Tus abdominales también reciben trabajo, al igual que el gran grupo de músculos que se sientan a ambos lados de la columna vertebral llamados erector de la columna.

Más galerías de fotos



Escrito por steven lowis | Traducido por daniel cardona