Multivitaminas para preescolares

Si recuerdas haber chupado vitaminas con gusto a frutas todos los días mientras crecías, puede ser que se las estés dando a tu hijo sin considerar si realmente las necesita. Si tu preescolar es sano y activo, puede ser que no necesite multivitaminas como apoyo para su salud. Aprender más sobre la función y la necesidad de las multivitaminas te ayudará a determinar si tu hijo debería estar tomando una por día.

Función de las multivitaminas

Tu preescolar necesita ciertas vitaminas y minerales en los cuales apoyar su crecimiento y desarrollo. Por ejemplo, necesita calcio para que sus huesos sean fuertes y vitamina C para evitar las infecciones. Una multivitamina generalmente incluye todas, o una porción, de cada uno de los nutrientes que necesita por día. Eso puede resultar tentador si estás preocupada porque no come bien o porque no come una variedad de comidas.

Quién las necesita

Si tu hijo es sano, es porque probablemente esté recibiendo lo que necesita al comer alimentos variados. Muchas comidas que ingieren los niños, como el pan, los jugos o los cereales del desayuno, están fortificados con la mayoría de los nutrientes que tu hijo necesita. Las comidas regulares y los refrigerios son también fuentes de vitaminas y minerales, mejores que las multivitaminas, señala la ClínicaMayo.com. Sin embargo, puede ser que algunos preescolares necesiten un multivitamínico. Los niños que no crecen normalmente, que comen una dieta restringida, como los veganos, o aquéllos que tienen una condición médica crónica, como los celíacos, pueden beneficiarse con las multivitaminas diarias.

Consideraciones

Habla con el pediatra de tu hijo antes de darle multivitaminas. Si piensas que tu hija tiene deficiencias de un nutriente en particular, puede ser que sólo necesite un suplemento especial. Por ejemplo, si tu hijo se rehúsa a tomar leche o a comer queso, puede ser que necesite tabletas de calcio. Habla con el médico sobre sus hábitos alimenticios para determinar qué suplemento necesita, si necesita alguno.

Consejos y sugerencias

Si el médico de tu hijo recomienda un multivitamínico, considera una versión que pueda chupar y asegúrate de que está especialmente fabricado para niños de edad preescolar. Las que se chupan son menos peligrosas que otros tipos porque es menos probable que se ahoguen con ellas y las fórmulas para niños le aseguran a tu preescolar que no ingerirán mucho de ningún nutriente. Muchas tiendas tienen vitaminas en forma de gomas, que se ven apetitosas y tienen buen sabor. Aunque no debes hacer que tu hijo crea que son caramelos, la apariencia y el sabor los puede animar a que las tomen sin protestar. Mantén las multivitaminas fuera del alcance de los niños. Puede ser peligroso que ingieran muchas al mismo tiempo.

Más galerías de fotos



Escrito por sara ipatenco | Traducido por adriana de marco