¿Por qué las mujeres casadas tienen aventuras amorosas?

La infidelidad ha sido una amenaza de larga data a las relaciones maritales. Aunque nuestra sociedad parece poner más énfasis en los asuntos de los hombres, las mujeres casadas también engañan, y lo hacen por una variedad de razones. La comprensión de estas motivaciones es importante para mantener, o reconstruir, una relación saludable con tu pareja.

Frecuencia

En una encuesta nacional, hasta un 19,3 por ciento de las mujeres informaron haber tenido una aventura amorosa en algún momento de su matrimonio, de acuerdo con Michael Wiederman, Ph.D., de la Bell State University. Las conclusiones de Wiederman, que aparecieron en una edición de 1997 de "The Journal of Sex Research" indicaban, además, que una mujer tiene más probabilidades de tener relaciones extramatrimoniales entre las edades de 30 y 50 años.

Tipos

Las aventuras amorosas pueden ser sexuales, emocionales o de ambos tipos, pero de acuerdo con Elizabeth Allen y Galena Rhoades, cuya investigación apareció en un volumen de 2008 de "Journal of Sex & Marital Therapy", las aventuras amorosas emocionales son más propensas a afectar negativamente la relación matrimonial que las aventuras casuales. En particular, cuando una mujer se siente vinculada emocionalmente a su pareja de infidelidad, ella demuestra menor remordimiento y está menos dispuesta a resolver sus problemas maritales que si la aventura amorosa es principalmente sexual.

Precursores

Los factores prematrimoniales están asociados a la infidelidad conyugal entre las mujeres. Según Elizabeth Allen y sus colegas, cuya investigación apareció en una edición de 2008 de "Family Process", la disminución de la satisfacción sexual después del matrimonio, las dificultades de comunicación y los sentimientos de anulación pueden ser señales de una futura infidelidad. David Buss y Todd Shackleford de la Texas University señalan, además, que el estilo de personalidad de una mujer puede desempeñar un papel, de tal manera que si ella es generalmente impulsiva y poco fiable, puede estar más inclinada a buscar gratificación en otros lugares.

Razones

Después del matrimonio, la calidad de tu relación sigue siendo el predictor más sólido para que la otra persona tenga una aventura. Según lo sugerido por Buss y Shackelford, si una mujer se siente poco valorada por su marido es particularmente notable. Otros factores son los conflictos conyugales, los celos del marido y expresiones insuficientes de amor por parte del marido. Estos hallazgos sugieren la importancia de construir y mantener un vínculo matrimonial fuerte.

Conceptos erróneos

Aunque nuestra sociedad, en general, se burla de la infidelidad, en la edición de noviembre 2005 de "Journal of Clinical Psychology" Luann Linquist y Charles Negy cuestionan nuestro juicio moral. Linquist y Negy sostienen que la monogamia no es una ideal universal, y que una mujer puede encontrar valor en tener una aventura extramarital. Por ejemplo, podría experimentar un aumento en su autoestima y relaciones más positivas con los demás, incluyendo con su marido.

Más galerías de fotos



Escrito por vikki small | Traducido por javier enrique rojahelis busto