¿Puede una mujer embarazada comer huevos estrellados?

Las infecciones intestinales por bacterias pueden causar serias complicaciones en el embarazo. Los huevos crudos pueden propagar la bacteria salmonela, así como la listeria o Toxoplasma gondii, la bacteria que causa la toxoplasmosis. Los huevos fritos estrellados a menudo tienen una yema cruda que puede saber bien con tostadas, pero que suponen un riesgo de salud para ti y tu bebé. No comas huevos estrellados a menos que tanto la yema como la clara estén cocidos hasta obtener una consistencia sólida. La cocción completa destruye la mayoría de las bacterias.

Potenciales bacterias

Los alimentos crudos pueden contener un número de patógenos que provocan enfermedades si se comen. Cocinar bien los alimentos por lo general mata a las bacterias. Alrededor de uno de cada 20.000 huevos contiene salmonela, de acuerdo con la American Egg Board. Si bien es posible asociar la listeria, otra infección transmitida por los alimentos, con la carne para comer, los huevos crudos pueden contener listeria. La listeria afecta a las mujeres embarazadas 14 veces más frecuentemente que a las mujeres no embarazadas, de acuerdo con la extensión de la Universidad del Estado de Colorado. Los huevos crudos pueden contener toxoplasma gondii. Un estudio francés publicado en la edición de marzo de 2010 de la "International Journal of Food Microbiology" encontró listeria en 25 de 144 muestras de huevos crudos recogidos en tres plantas diferentes en tres ocasiones distintas. La bacteria que causa la toxoplasmosis también puede desarrollarse en huevos crudos.

Síntomas de la listeria

Puede tomar entre tres y 70 días para que los síntomas de la infección de listeria se manifiesten; en las mujeres embarazadas, la listeria a menudo causa síntomas leves, como fiebre, dolor de cabeza, dolores musculares y fatiga (a pesar de que los vómitos y la diarrea también puede ocurrir). Los síntomas aparecen alrededor de tres semanas después de la infección, en promedio. Puedes presentar fiebre alta, antes o durante el parto. La listeria puede causar parto prematuro, aborto involuntario o muerte fetal. Tu bebé también podría tener una infección grave después del nacimiento. El veintidós por ciento de los casos de listeriosis neonatal tienen como resultado la muerte fetal o infantil poco después del nacimiento, según la Asociación Americana de Embarazo.

Salmonela en el embarazo

Los huevos crudos pueden contener varios tipos de bacteria de la salmonela, pero cocinar huevos a 165 grados Fahrenheit (73,89 ºC) va a matar las bacterias. La salmonella causa fiebre, vómitos y diarrea en las mujeres embarazadas, pero la mayoría de las cepas no afectan a su bebé, a menos que haya un trabajo de parto prematuro por deshidratación. Un tipo de salmonela, la Salmonella typhi, que es rara en los Estados Unidos, puede causar parto prematuro, aborto involuntario o muerte fetal.

Toxoplasmosis en el embarazo

Mientras que 1,5 millones de personas desarrollan toxoplasmosis cada año, de acuerdo con la extensión de la Universidad del Estado de Colorado, muchos no tienen síntomas. Si desarrollas la infección durante el embarazo, es posible que tengas un poco de fiebre, dolores musculares, dolor de cabeza y ganglios linfáticos inflamados. Los efectos en el feto incluyen muerte fetal o la muerte prenatal, además de defectos de nacimiento, incluyendo defectos oculares o lesiones cerebrales, que pueden tardar años en aparecer.

Más galerías de fotos



Escrito por sharon perkins | Traducido por nicolás altomonte