Muchachas adolescentes y la presión social de los muchachos

Durante los años de la adolescente, tu hija puede comenzar a pasar más tiempo con sus pares de lo que lo hacía en la niñez. Mientras que algunas pares pueden imponer ejemplos positivos, otras pueden influenciarla negativamente en formas que son difíciles de resistir. A medida que un círculo de amigos se expande y ella comienza a desarrollar más relaciones con el sexo opuesto, mucha de la presión social que experimente podría venir de muchachos que ella intenta impresionar.

Presiones comunes

Tu hija adolescente puede ser presionada para tener comportamientos arriesgados como beber, tomar drogas o robar en tiendas. También puede sea presionada a participar en actividad sexual antes de que esté lista o en cualquier otra actividad en que se sienta incómoda. Puede que sienta la presión de los niños simplemente porque ellos son parte de su grupo de amigos, o porque está intentando aplacar o impresionar a su novio o amigo en que está interesada.

Formas de presión

La presión social de los muchachos no siempre es directa. Mientras que tu hija adolescente puede experimentar que un muchacho le pida o intente convencerla de hacer una cierta actividad, ella también puede ser presionada indirectamente. Por ejemplo, en lugar de sugerir que participe en beber cuando es menor de edad, ella puede ser presionada simplemente por la presencia del alcohol en una fiesta. Además, el hecho de que se rodee de compañeros de sexo masculino que se involucran en comportamientos incómodos puede hacerla sentir como que tiene que ajustarse para encajar. De acuerdo con HealthyChildre.org, es más probable que tenga sexo si socializa con otros que la alienten a ese comportamiento.

Recomendaciones

Puedes hacer lo mejor para combatir con la presión social negativa estableciendo un ejemplo positivo en casa. De acuerdo con la Mayo Clinic, los adolescentes aprenden del comportamiento observado de sus padres. Ofrécele suficiente apoyo y oportunidades de unión para tu hija, y establece límites razonables con consecuencias consistentes. Asegúrate de hablar con ella sobre las diferentes formas en que puede ser presionada por muchachos en su vida, y recuérdale que escuche a su instinto y que está bien rechazar algo con lo que se sienta incómoda. Lo más importante, foméntala a pedir ayuda de otra amiga o un adulto de confianza si se encuentra presionada a hacer algo que le disgusta o que sabe que es insano.

Consideraciones

Si te enteras que tu adolescente ha cedido a la presión social y se ha involucrado en una actividad inapropiada o peligrosa, toma las medidas necesarias hablando con ella sobre la situación. Si ha roto las reglas, asegúrate de mantener las consecuencias. Dependiendo de como maneje la presión social emocionalmente, puede beneficiarse de ver a un consejero en la escuela u otro profesional de adolescentes. Ten en cuenta que puede que no admita que ha cedido a la presión social, así que presta atención a señales de encierro u otros cambios de comportamiento.

Más galerías de fotos



Escrito por rose welton | Traducido por lautaro rubertone