¿Por qué mis pies se calientan mientras corro?

Que los pies se acaloren al correr no es inusual, especialmente cuando el clima está caluroso. Pero toma ciertas precauciones si se te acaloran los pies en forma regular mientras corres. Los pies acalorados suelen ser acompañados por sudor, lo que puede hacer incómodo correr, además de favorecer la formación de ampollas. Sigue algunas pautas simples para mantener tus pies frescos y secos y que tu experiencia de correr sea más agradable.

Zapatos

Quizás el paso más importante que puedas tomar para mantener tus pies frescos es usar calzado para correr que proporcione ventilación. La mayoría de los zapatos para correr están equipados con el diseño de una malla en la parte superior del zapato, lo que permite que el aire pase a través del mismo para refrescar tus pies. Estos zapatos también deben proporcionar el apoyo adecuado a la forma específica de tus pies. Algunos corredores requieren más soporte para el arco que otros. Asegúrate de que tus zapatos te queden bien, de lo contrario corres el riesgo de molestias y desplazamientos innecesarios del pie dentro del calzado. Esto puede derivar en una fricción, la que contribuye al recalentamiento de tus pies.

Calcetines

Según la sabiduría popular los calcetines finos te ayudan a mantener tus pies frescos. Pero esto no ocurre necesariamente. Algunos corredores sudan más que otros. Si tus pies tienden a sudar mucho mientras corres, un calcetín más grueso es la mejor opción. El material extra ayuda a absorber el sudor. El aire que circula a través del sistema de ventilación del calzado ayuda a secar el calcetín hasta un cierto punto. Los calcetines finos no pueden absorber una gran cantidad de sudor y podrían hacer que tus pies se muevan más dentro del calcetín. El movimiento da lugar a la fricción, la que puede acalorar tus pies.

Neuromas

Si tus pies tienden a calentarse incluso con una ventilación adecuada y el tipo de calcetines correctos, puede que tengas neuromas, que es una sensación de ardor entre los dedos. Esta sensación es causada por un aumento inusual del movimiento de los huesos metatarsianos, los que conectan los dedos de los pies. La flexión repetitiva en los dedos al correr hace que las terminaciones nerviosas del neuroma en los dedos se inflamen, lo que resulta en una sensación de ardor. Aplica hielo en el área afectada para ayudar a aliviar la inflamación. Unas inserciones especiales para el calzado, las que brindan apoyo a las articulaciones de los dedos, también pueden ayudar a aliviar los síntomas de los neuromas.

Cuidado personal

Aún con zapatos apropiados y buenos calcetines, los pies pueden acalorarse de vez en cuando cuando corres. Enfría tus pies después de correr mediante un baño de pies fríos. Añade aceite de baño y sales para aliviarlos aún más. Envuelve toallas frescas alrededor de tus pies para refrescarlos, pero asegúrate de secarlos cuidadosamente después de un baño de pies o de envolverlos con una toalla. Nunca te pongas zapatos cuando tus pies aún estén húmedos. La humedad en el calzado puede provocar ampollas e irritación, las que pueden llegar a ser dolorosas e impedirte correr.

Más galerías de fotos



Escrito por dan harriman | Traducido por nieves fragola