¿Por qué mis músculos están tan adoloridos después de hacer ejercicio?

Las molestias y dolores posteriores a una dura sesión de ejercicios te pueden recordar del esfuerzo que realizas en el gimnasio, o ser indicativo de una lesión más grave, como una distensión muscular. La adopción de medidas para prevenir el dolor muscular antes y después de ejercitarte puede ayudarte a reducir el dolor en general, y asegurarte de descansar los músculos lo suficiente para darles tiempo de recuperarse puede resultar en disminuir el dolor en algunos músculos.

Tipos

Los dolores musculares relacionados al ejercicio se dividen en dos categorías, de acuerdo con el American Council on Exercise. El primero es el dolor muscular inmediato, que ocurre mientras estás haciendo ejercicio, o inmediatamente después de terminar una sesión. El segundo es el dolor muscular retrasado, que tiene lugar entre uno y dos días después de tu sesión de ejercicio, y desaparece tres días después de su inicio.

Importancia

El dolor muscular se produce cuando las fibras musculares se dañan debido a la tensión que se produce durante las contracciones musculares. Cuando se coloca una carga pesada sobre las fibras musculares, las pequeñas fibras que componen los músculos se lesionan, de acuerdo a JohnBerardi.com. Como resultado, el cuerpo necesita tomar medidas para repararse a sí mismo, para lo que hacen falta nutrientes, incluyendo carbohidratos y calcio.

Solución

Si experimentas músculos muy adoloridos después de ejercitarte, te puedes tomar un analgésico de venta libre, como el paracetamol o el ibuprofeno, que ayuda a reducir la inflamación y aliviar el dolor, de acuerdo con Medline Plus. Aplicarte hielo durante los primeros uno a tres días de dolor puede ayudarte a reducir el dolor muscular. Hacer ejercicio constantemente puede entrenar las fibras musculares para que se fortalezcan con cada uso, reduciendo el dolor con cada sesión subsiguiente de ejercicio.

Prevención

Para prevenir el dolor muscular debes calentar antes de hacer ejercicio. Esto ayuda a evitar la tensión y calienta los músculos, de acuerdo con el "Doctors Book of Home Remedies II". Además de estirarte antes de tu sesión de entrenamiento, debes hacerlo con propósito, teniendo en cuenta lo ejercicios que realizarás. Por ejemplo, si vas a correr, debes estirar los tendones de la corva, los cuádriceps, y los músculos de la espalda y abdomen; estirar tras tu sesión también ayudará a reducir el dolor. Por último, debes cumplir con la regla de ejercicio del 10%: aumenta la cantidad de peso levantado o el tiempo e intensidad de ejercicio únicamente en un 10% cada vez.

De acuerdo con los expertos

De acuerdo con Medline Plus, a veces el dolor muscular es el resultado de una lesión subyacente. Debes buscar atención médica si el dolor muscular no disminuye en un plazo de tres días; el dolor es de severo a insoportable; el músculo se inflama o vuelve muy rojo; o bien, el dolor acompaña a un cambio de medicación, como tomar una dosis más alta de estatinas. Medline Plus recomienda llamar a los servicios de emergencia y buscar atención inmediata si experimentas un aumento repentino de peso, dificultad para respirar, no poder mover una parte de tu cuerpo, o si has estado vomitando.

Más galerías de fotos



Escrito por rachel nall | Traducido por eduardo sanchez