Los mejores zapatos para correr para mujeres con juanetes

Desafortunadamente, muchas corredoras padecen de juanetes, una protuberancia ósea que se forma en la base del dedo gordo del pie. Algunas de las causas de los juanetes son el usar zapatos demasiado apretados, como los tacones y zapatos de punta; defectos de herencia y artritis o alguna lesión. Cuando se trata de elegir los zapatos apropiados para correr y acomodar este padecimiento, se requiere de un zapato amplio en los dedos.

Zapatos amplios neutrales

No basta con entrar a una tienda y pedir zapatos para correr con puntera amplia. Debido a que cada corredora tiene diferente biomecánica en los pies, rodillas y piernas, cada una necesita el tipo de zapato apropiado diseñado especialmente para ella. Para aquellas corredoras con buen arco y pies neutrales; lo que significa que no hay tendencia a la sobrepronación o pisar hacia adentro o tendencia a la supinación, o pisar hacia afuera, se requiere un zapato neutral. Para un pie neutral con juanetes, el zapato New Balance 883 es una buena elección. No sólo está fabricado con una puntera amplia y redonda sino que también viene en un corto designado por el fabricante de SL-2. Este código de corte en el 883 es la forma de denotar de New Balance que el zapato está de hecho diseñado más ancho que la mayoría de zapatos para correr en el mercado. El precio es de aproximadamente US$110.

Zapatos anchos con estabilidad

Las corredoras con juanetes que tienen pies con arco bajo y tienden a la pronación, necesitan zapatos estables con una puntera amplia. El Saucony ProGrid Omni 9 proporciona un arco más denso y estructurado para el control de la estabilidad, pero con su amplia puntera es también apto para los pies que padecen del juanete. El Omni está también a la venta en un ancho D para mujeres para ayudar con la necesidad de liberar presión y fricción del juanete. Estos zapatos se venden en aproximadamente US$110.

Zapatos de movimiento amplio

Las corredoras con pie plano normalmente requieren de un zapato para correr con un soporte de arco máximo, clasificado como un zapato de control de movimiento. Debido a los arcos caídos, el pie tiende a ser más ancho; muchos de estos zapatos están ya disponibles en anchos amplios debido a esto. Si agregas los juanetes a esta condición, una puntera amplia es un requerimiento. El Ariel de Brooks es estable y acojinado. Este zapato para correr vienen en anchos B o medio, D o amplio e incluso 2E o extra ancho y tiene un precio de aproximadamente US$130.

Más galerías de fotos



Escrito por karl gruber | Traducido por glen boyd