Las mejores posiciones de dormir para una distensión muscular

El dolor de una distensión muscular puede hacer que el sueño sea todo un reto. Es importante encontrar una posición cómoda, pero es aún más importante evitar las posturas que podrían agravar la lesión o retrasar la recuperación. Algunas consideraciones simples pueden ayudarte a asegurar que la posición de dormir elegida fomente la curación.

Mantenlo neutral

La definición de Mayo Clinic de una distensión explica que es "un estiramiento o desgarro de un músculo o tendón, una cuerda fibrosa de tejido que conecta los músculos con los huesos". Cuando se desgarra un músculo o tendón, el cuerpo lleva a cabo una compleja serie de pasos para reparar el daño. Gran parte de este trabajo de reparación se lleva a cabo durante los periodos de sueño. La American Academy of Orthopedic Surgeons explica que de manera temprana, en el curso de la recuperación, es importante mantener la parte lesionada en una posición neutral para fomentar la unión del tejido desgarrado a lo largo de las líneas normales de orientación. A veces, incluso un aparato ortopédico podría ser recomendado para ayudar a mantener una postura neutral.

Mantenlo elevado

Un viejo acrónimo en inglés para el tratamiento de las lesiones deportivas, tales como las distensiones, es RICE. Esto significa reposo, hielo, compresión y elevación. Dependiendo de la parte del cuerpo, por lo menos dos de ellos se pueden lograr durante el sueño. El reposo está garantizado con el sueño. Si la distensión muscular se dio en un brazo o pierna, esa parte puede ser elevada con almohadas para ayudar a que la circulación venosa fluya hacia afuera de la zona lesionada y de regreso al corazón. Esto ayuda a minimizar la hinchazón asociada con una lesión por distensión aguda. Es importante mantener controlada la hinchazón, porque una inflamación excesiva puede retrasar la recuperación.

Mantenlo alargado

A medida que la recuperación de una distensión progresa, el músculo lesionado estará sensible e inflexible durante algún tiempo. La restauración de la flexibilidad del músculo y del tendón es uno de los principales objetivos de la rehabilitación. Las fases de la curación de una distensión, como se describe en un artículo de investigación de 1992 en el British Medical Bulletin, terminan con la reparación por "la formación de tejido de granulación y la cicatrización". Este tejido de cicatriz no tiene las mismas propiedades elásticas o contráctiles del tejido muscular normal. Si el músculo se mantiene en una postura acortada o contraída a medida que el tejido cicatrizal se forma, la restauración de la flexibilidad del músculo más adelante podría ser desalentadora. Si duermes con la parte lesionada en una posición que alarga el músculo en curación, minimizarás la tendencia a que el tejido cicatrizal disminuya la flexibilidad del músculo. Por ejemplo, si el tendón de la corva está distendido, duerme con la rodilla extendida. Si el lado derecho del cuello está distendido, no duermas con la cabeza inclinada hacia la derecha.

Más galerías de fotos



Escrito por ron rogers | Traducido por gloria soto