Los mejores pantalones para entrenar

Érase una vez cuando las opciones de pantalones de entrenamiento consistían casi exclusivamente de prendas pesadas y holgadas hechas de algodón, pero ya no más. No solo eran poco favorecedores, sino que te proporcionaban más peso durante tu sesión de ejercicio. Hoy en día, la variedad de ropa de entrenamiento tanto para hombres como para mujeres es enorme. Pasear a través de tiendas de ropa deportiva y de locales, requiere que sepas qué telas buscar, qué tipo calza mejor para el uso que le quieras dar y, por supuesto, qué se ve mejor en tu cuerpo. Un pantalón incómodo significa tener un entrenamiento potencialmente decepcionante y, si el calce no es el correcto, puede hacer que te sientas peor con tu cuerpo a pesar de haber ido al gimnasio.

Cuál es tu propósito

Antes de que compres tu par de pantalones para entrenar, considera para qué los vas a utilizar. Aquellos ajustados al cuerpo (calzas, tal como se le dice en Argentina o leggins en los Estados Unidos) son ideales para correr y para hacer ciclismo en bajas temperaturas debido a que reducen la resistencia del viento y evitan las correntadas. Por otra parte, los pantalones con puños, pueden hacerte tropezar cuando corras o también pueden atraparse en los rayos de tu bicicleta. Los que son más anchos con una parte inferior suelta son ideales para hacer kickboxing o para campamentos de entrenamiento de interior. En la danza aeróbica, en donde el estilo puede ser tan importante como el calce, elige unos que favorezcan a tu cuerpo para que puedas disfrutar verte en el espejo mientras te mueves. Para hacer yoga, aquellos pantalones ajustados que no se enganchen ni se te caigan son una necesidad, no querrás estar ajustándotelos ni querrás mostrar otras cosas que no sean tus poses.

Todo se trata de la tela

Las telas que absorben la humedad son algo muy valioso durante una rutina donde transpiras muchos. El algodón absorbe el sudor, así que el material se vuelve pesado, promoviendo el roce y puede hacer que te enfríes ya que se mantiene húmedo siempre. El nailon, el spandex y la lycra se mueven contigo, así que es imposible que te sientas restringido si estás caminando, haciendo estocadas, pedaleando, dando patadas, girando o bailando. Si prefieres pantalones que te cubran, incluso en temperaturas cálidas, elige aquellos con paneles de rejilla. En una publicación del 2003 de "Sport Medicine", los investigadores de Human Performance Lab en East Carolina University, notaron que este tipo de prendas proveen una mejor disipación del calor, lo cual te mantiene más fresca.

Calce

Los mejores pantalones de entrenamiento son aquellos que te calzan bien, pero aún siguen siendo muy funcionales. Si tienes un poco de panza, entonces busca unos pantalones que tengan una cintura elástica gruesa en la cintura para sostener tu estómago. Si tu cuerpo tiene forma de pera, entonces debes evitar los diseños con rayas anchas hacia los muslos, ya que solo hará que te veas más ancha; aunque algunas pueden preferir un poco de color en las caderas para dar la ilusión de curvas. Por otra parte, debes tener en cuenta que los puños acampanados en cuerpos con forma de manzana, solo harán que te veas más robusta. Asimismo, este último tipo de pantalones son un rotundo "no" para las clases de yoga, ya que cuando estás cabeza abajo y levantas tus piernas, tus pantalones se enrollarán en tus muslos. No tengas miedo de usar algo más ajustado, muchas telas suelen tirar en algunas partes y aún así puede gustarte lo que ves. Si eres reacia a los pantalones ajustados, los largos rectos hechos con tela para entrenar ofrecen comodidad y movimiento.

Compra inteligente

Cuando vayas de compras, pruébate los pantalones y no tengas miedo de moverte en ellos. Haz una pose de yoga y comprueba si son demasiado sueltos; realiza algunos saltos y estocadas para ver si se mueven contigo. Algunas veces puede que tengas que pagar un poco más de lo planeado, ten en cuenta que unos buenos pantalones de alta calidad pueden costar más de US$80 y hasta US$100, pero si el calce es el adecuado y hacen que te sientas feliz de utilizar la membresía de tu gimnasio, entonces valieron la pena.

Más galerías de fotos



Escrito por andrea cespedes | Traducido por stefanía saravia