Mejores lugares para usar kayak en Massachusetts

Con cientos de lagos y arroyos y cerca de 200 millas de costa, Massachusetts es el paraíso de un remero. Los entusiastas de los kayaks pueden elegir entre bahías tranquilas, ríos lentos, así como ondulantes y torrenciales aguas bravas, con oportunidades para los kayakistas de todos los niveles. Incluso en un estado con una gran cantidad de opciones de este tipo, varios lugares para practicar kayak en Massachusetts realmente se destacan en cuanto a paisajes, soledad y enorme variedad.

Un oasis urbano

Teniendo en cuenta su proximidad a una ciudad tan importante, las aguas del puerto de Boston están totalmente aisladas y miles de acres de mar abierto hacen que sea fácil alejarse de las multitudes. Muchas islas son parte de lo que hace del puerto un lugar tan pintoresco y variado para remar y crear una barrera natural que mantiene lejos los fuertes vientos y las olas del océano Atlántico. Puedes rodear la costa de Little Brewster Island, sede del faro más antiguo de la nación, o enfilar hacia Calf Island para una corta caminata. El puerto también cuenta con una gran pesca. Puedes agarrar robalo rayado, bacalao, platija y muchas otras especies desde tu kayak (se requiere una licencia de Massachusetts vigente para pesca en agua salada). Los lugares de fácil acceso para botar tu kayak los puedes encontrar en el parque Deer Island y Fort Point Pier.

El Great Marsh

En la desembocadura del río Ipswitch, a una hora al norte de Boston, Plum Island Sound y el adyacente humedal Great Marsh se encuentran entre los lugares más salvajes de la costa de Massachusetts. Desde los puntos de acceso en Parker River National Wildlife Refuge y Sandy Point State Reservation, los kayakistas pueden explorar más de 20.000 acres de pantanos salados protegidos, islas solitarias y calas. Una carta de navegación es esencial para navegar por el laberinto de tierra, agua y vegetación y debes familiarizarte con las mareas de la zona para que no te quedes varado durante la marea baja. El sitio web del U.S. Fish & Wildlife Service ofrece una variedad de recursos para kayakistas y piragüistas en el Great Marsh.

Rodando por el río

Desde su cabecera cerca de la ciudad de Hopkinton, el río Charles fluye 80 millas a través del este de Massachusetts antes de desembocar en el puerto de Boston. Los kayakistas en la parte baja del río pueden remar pasado Harvard, MIT y el horizonte de Boston o explorar la parte superior de río por encima de la presa Watertown, que serpentea a través de pequeñas ciudades y tierras de cultivo. Docenas de parques y sitios de lanzamiento proporcionan acceso a lo largo del río. Los mapas e información están disponibles en el Charles River Watershed Association.

Aventuras en aguas bravas

En contraste con los plácidos ríos y pantanos del este de Massachusetts, las montañas en la parte occidental del estado albergan turbulentas corrientes y algunos de los rápidos más feroces en New England. Para los aficionados al kayak de aguas bravas en busca de un desafío, el río Deerfield ofrece todo, desde suaves rápidos para principiantes hasta furiosos rápidos Clase IV y V que deben intentarse sólo por expertos de aguas bravas. Antes de ir, es imprescindible comprobar el calendario de descargas de las presas, especialmente durante la primavera y el otoño. Las descargas de la presa pueden aumentar el caudal del río a 1.000 pies cúbicos por segundo o más, por lo que es extremadamente peligroso para navegar. El horario de la presa y otra información del río se encuentra disponible a través del sitio web de la Deerfield River Watershed Association.

Más galerías de fotos



Escrito por richard corrigan | Traducido por mario francia