Los mejores cojines para meditación

Hay muchas maneras de sentarse para meditar. Algunas personas lo hacen en sillas o en bancas especialmente hechas para meditación, pero sentarse sobre el suelo parece ser la elección más popular. Tal vez creas que es económico sentarse sobre una manta, una almohada, un cojín de sofá o incluso un tapete para yoga, si tu cuerpo aguanta. Sin embargo, los cojines ordinarios del hogar no tienen la firmeza y soporte necesarios para sentarse cómodamente. Invertir en un buen cojín para meditar es una sabía elección, no solo para maximizar tu comodidad al sentarte pero también para prevenir lesiones, de acuerdo a Carmina Johnstar en articlesnatch.com, y para profundizar tus prácticas de meditación. Encontrar un buen cojín puede ser difícil la primera vez. Hay una variedad de tamaños y formas, y están hechos de distintos materiales, que influyen en qué tan fáciles son de utilizar, su durabilidad y cómo te sientes al sentarte sobre ellos por largos periodos de tiempo. Además de escoger el estilo que este de acuerdo a tus necesidades, presta atención a la calidad y el material tanto externo como de relleno. A menos que tengas una tienda cerca que vende artículos para meditación y yoga, el mejor lugar para comprar tu cojín es Internet.

Zafus

Los cojines Zafu con su diseño ergonómico te permiten sentarse cómodamente con una postura adecuada, permitiendo una mejor alineación de la columna y estabilizando tu espalda. Aunque no te dan apoyo en la espalda, si se usan correctamente permiten que la columna asuma su curvatura natural, lo que los convierte en asientos cómodos y minimizan la incomodidad en rodillas y tobillos. Hay de dos tipos. El tradicional es redondo, comúnmente relleno con trigo, mijo, guata o algodón. Todos estos materiales son cómodos para estar sentado por largos períodos de tiempo, pero el trigo es el más popular por su habilidad para soportar y mantener la comodidad de tu cuerpo al estar sentado. El otro tipo es el que tiene forma de riñón o luna creciente, preferido por aquellos que se sientan cruzados de piernas o en posición de loto. Además, estos cojines son pequeños y ligeros, así que son portátiles y fáciles de guardar cuando no están en uso. Se pueden usar en combinación con zabutons -usualmente vendidos en paquete- o con algún otro cojín plano. Si el piso en el que te vas a sentar está acolchado o es lo suficientemente suave para tu rodillas y tobillos, pueden usarse solos.

Zabutons

Los Zabutons son cojines planos, cuadrados o rectangulares, que se utilizan como base para el zafus o algún otro cojín. Generalmente son lo suficientemente delgados para proveer sólo un acolchamiento mínimo, pero funcionan muy bien para reducir el estrés en rodillas y tobillos al arrodillarse o para dar un acolchamiento extra cuando te sientas cruzado de piernas o en posición de loto. Usualmente están hechos de los mismos materiales que el zafus, aunque los de algodón son los preferidos como cojín de soporte. Las variedades de cascarón no son tan firmes como las de algodón o hule espuma. No sólo son excelentes cojines de soporte, también pueden ser cojines suaves y portátiles para cualquier ocasión en la que necesites sentarte sobre el suelo rígido.

Gomdens

Los Gomdens son relativamente nuevos en el mercado pero están aumentando en popularidad entre los entusiastas de la meditación. Se ven muy sencillos, pero proveen una experiencia totalmente distinta a la de cualquier cojín tradicional. Aunque están disponibles en los mismos materiales que los zafus y zabutons, las variedades de hule espuma son todo un éxito. Con un promedio de seis pulgadas de altura, estos cojines rectangulares asemejan plataformas muy pequeñas pero proveen el acolchamiento adecuado por sí mismas. Son un poco más grandes que sus contrapartes más portátiles pero funcionan como cojines todo en uno. Para cualquiera que prefiera utilizar el mismo cojín cruzado de piernas o arrodillado, los gomdens pueden ser la opción ideal.

Más galerías de fotos



Escrito por stewart brently | Traducido por mariana groning