Cómo mejorar tus flexiones de brazo rápido

Aunque las flexiones de brazo (push-ups) fortalecen principalmente los músculos de la parte superior del cuerpo, son un ejercicio compuesto que utiliza la fuerza del cuerpo en su totalidad. No requieren equipo y pueden ser desempeñadas prácticamente en cualquier lado. La universalidad de las flexiones de brazo hace que sean usadas ampliamente como parte de los programas y exámenes de aptitud física. Ya sea que quieras mejorar tu desempeño de flexiones de brazo en un examen de aptitud, tu fuerza general o tus derechos de fanfarronear en el gimnasio, teniendo en cuenta que tu forma y enfoque, deberías poder ejecutar las más impresionantes y productivas flexiones de brazos en solo unas semanas.

Usa la forma apropiada


Verifica tu forma para asegurar que tienes una base fuerte con la cual mejorar.

Ya sea que eres un principiante haciendo flexiones modificadas sobre tus rodillas o un entrenador de fuerza veterano capaz de hacer flexiones con un brazo, debes usar la forma apropiada para conseguir los mejores beneficios de tu desempeño y mejorar tus flexiones de brazos. Pide a un entrenador personal o compañero de entrenamiento que mire tu forma mientras haces una serie de flexiones de brazos. Asegúrate de que tu cuerpo de mueva como una unidad y que estás usando los músculos apropiados para iniciar tus movimientos. Dobla los codos para bajar tu pecho cerca del suelo y usa la fuerza de la parte superior de tu cuerpo para enderezar tus brazos. Mantén tu cuello alineado con tu espina y tus manos a distancia de tus hombros.

Incrementa tu resistencia


Eleva tus pies para ejercitar contra la gravedad e incrementar tu resistencia.

Incrementar tu resistencia de ayudará a mejorar tus flexiones de brazos. Si típicamente haces flexiones sobre tus rodillas, intenta una serie sobre tus dedos. Si típicamente haces flexiones sobre tus dedos, eleva tus pies al ponerlos sobre una escalón o plataforma. Incrementar la resistencia sobrecarga tus músculos permitiendo que tus fibras musculares crezcan más y se fortalezcan. La resistencia apropiada causa que tus músculos se cansen luego de 12 a 15 repeticiones.

Entrena consistentemente


Practica tus flexiones de brazos consistentemente en días designados de la semana.

Para mejorar tus flexiones de brazos, practica 3 a 5 veces por semana. Haz 3 series de flexiones que cansen tus músculos cuando te despiertas por la mañana o 3 series antes de ir a dormir cada noche. Elige 3 días en particular para practicar consistentemente tus flexiones de brazos y, a medida que mejores, incrementa tu frecuencia para mantenerte desafiado.

Varía tu ejercicio


Mejora tus flexiones de brazos variando tus ejercicios de pecho con presiones de banco.

Aunque quieras mantener consistentes tus prácticas de flexiones de brazos, también deberías variar los ejercicios. Hacer flexiones de brazos exclusivamente puede llevar a un desequilibrio muscular. Para evitar esto, incorpora ejercicios de fuerza adicionales como presiones de banco (bench presses), y ejercicios de tríceps en tu rutina de entrenamiento. Dado que las flexiones de brazo fuertes dependen de la fuerza de los tríceps y pecho, es importante que entrenes estos grupos musculares tanto como entrenarlos durante tus prácticas de flexiones de brazos.

Descansa


Descansar permite a tus músculos la recuperación y un crecimiento fuerte.

Tus músculos requieren descanso para poder recuperarse y crecer fuertes. Descansa por un día entero entre los días de prácticas intensas de flexiones de brazos. Durante estos días, haz ejercicios cardiovasculares o entrenamiento de fuerza que use principalmente la parte inferior de tu cuerpo. Al descansar entre días de practicar consistentemente flexiones de brazos con la forma adecuada, resistencia adecuada y adiciones para mejorar la fuerza, deberías poder hacer mejores flexiones de brazos más rápido de lo que puedes decir "al piso y dame 20".

Más galerías de fotos



Escrito por mary marcia brown | Traducido por lautaro rubertone