Cómo mejorar las habilidades de escucha en los niños

Las habilidades de escucha activas facilitan una comunicación efectiva durante toda la vida. Los niños a menudo luchan con las habilidades de escucha, perdiendo piezas clave de información en el proceso de la comunicación. Ayudar a tu niño a mejorar sus habilidades de escucha a una edad temprana le beneficia en la escuela y en sus relaciones sociales. Estas también ayudan a un niño a desarrollar sus habilidades de lectura, especialmente cuando escucha una historia mientras ve las palabras en la página, según Scholastic. Las actividades cotidianas dan a los hijos la oportunidad de conocer y practicar eficazmente estas habilidades.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Libros de audio

Instrucciones

  1. Modela activamente las habilidades de escucha mirando a tu hijo cuando te hable. Repite lo que él dice para asegurar que entiendes lo que está diciendo. Modelar una escucha adecuada da a tu niño una referencia para su escucha.

  2. Pídele a tu niño que repita lo que dijiste después de decirle algo. Por ejemplo, si le pediste que recoja su ropa sucia, la introduzca en la cesta y se lave las manos para la cena, pídele que vuelva a repetir las tres cosas que tiene que hacer. Esto le da una oportunidad de procesar lo que se le dijo y permite que te asegures de que está escuchando.

  3. Mantén conversaciones con tu hijo sobre los temas que le interesan. Esto le da la oportunidad de entablar una conversación real, practicando tanto el habla como la escucha. La conversación tiene un propósito para el niño, puesto que se refiere a un tema del que disfruta.

  4. Practica siguiendo las instrucciones en la forma de un juego. Dale al niño una dirección y que la siga. Haz que las indicaciones sean entretenidas para que la actividad resulte agradable. Quizá tengas que hacer una cara graciosa, girar en un círculo o caminar como un pato. Pasa a direcciones verbales más avanzadas, como la construcción de una torre con bloques usando un patrón específico.

  5. Lee historias a tu hijo, pidiéndole que pronostique lo que pasará después. La predicción requiere escuchar los detalles para hacer una suposición lógica. Después de leer la historia, pide al niño que cuente la historia con sus propias palabras. Otra opción es que represente la historia con juguetes mientras lees. Esto hace que tu hijo escuche las palabras y entienda lo que significan.

  6. Toma prestado libros infantiles de la biblioteca de cintas de audio. Deja que tu niño escuche las cintas mientras sigue la historia.

  7. Cuenta una historia como un grupo. Una persona comienza la historia, agregando unas pocas frases. Cada persona añade un par de frases más a la historia. BabyCenter sugiere esta actividad porque los participantes tienen que escuchar lo que dice todo el mundo con el fin de añadir algo que tenga sentido a la historia.

  8. Cocina con tu hijo. BabyCenter recomienda leer la receta al niño, pidiéndole que escuche y siga cada paso para completar la receta correctamente.

Más galerías de fotos



Escrito por shelley frost | Traducido por maria gloria garcia menendez