Mascarillas de aspirina y té verde

Cuando piensas en mimar tu piel, el té verde y la aspirina generalmente no son los primeros productos que te vienen a la mente, pero te sorprenderás con los beneficios que pueden tener sobre tu piel. No tienes que gastar una fortuna en una mascarilla para combatir el acné, rejuvenecer las células de la piel o tener una tez brillante. Puedes hacer tu propia mascarilla de aspirina y té verde en casa para ahorrar un poco de dinero.

Benefician de la aspirina para la piel

La aspirina es benéfica para la piel cuando la aplicas en forma tópica, especialmente ara tratar el acné y aquellos que tienen la piel grasa. Contiene ácido acetilsalicílico, que deriva del ácido salicílico. Esto ayuda a tratar el acné y puede aclarar la pigmentación de las cicatrices del acné con el tiempo. También funciona como un anti inflamatorio y elimina el aceite de la piel y destapa los poros.

Beneficios del té verde

Los taninos en el té verde funcionan como un astringente en la piel, lo que ayuda a disminuir la inflamación. El té verde también ayuda a calmar la piel y tiene agentes antibacteriales que pueden ayudar con la irritación de la piel o las imperfecciones. El té verde también protege la piel contra los radicales libres y ayuda a rejuvenecer las células muertas de la piel y a eliminar el acné.

Mascarilla facial de aspirina

Una mascarilla facial de aspirina puede resecar un poco la piel, por lo que debes ajustarla de acuerdo a tu tipo de piel y a la razón por la que la usas. Si tienes la piel grasa y deseas una mascarilla para reducir la grasa del rostro, machaca unas cinco tabletas de aspirina en un tazón. Agrega unas pocas cucharadas de agua tibia para formar una pasta. Esparce la pasta sobre todo el rostro y déjalo durante cinco minutos. Enjuágala con agua tibia. Si tienes acné, aplica la pasta de agua y aspirina directamente sobre las manchas. Déjala durante toda la noche y luego quítala en la mañana. Si tienes alergia a la aspirina, no uses esta mascarilla y evita ponerla en los ojos, en la nariz o en la boca.

Mascarilla facial de té verde

Una mascarilla facial de té verde deja tu piel brillante y rejuvenecida. Haz una mascarilla mezclando 3 cucharadas de yogur común y una cucharada de hojas de té verde molidas. Aplica la mezcla en tu rostro, déjala durante 20 minutos y luego lávala con agua tibia. Otra receta para una mascarilla hecha en casa indica combinar ¼ de taza de té verde con dos cápsulas de vitamina C. Aplica la mezcla sobre tu piel con un bastoncillo de algodón y luego extiende una capa delgada de vaselina para sellar mascarilla. Espera 20 minutos antes de enjuagarla de tu piel.

Más galerías de fotos



Escrito por kimbry parker | Traducido por alejandra prego