Cómo usar una máquina facial galvánica

Las máquinas faciales galvánicas portátiles no solo son herramientas anti-edad baratas sino efectivas. "Galvánica es una corriente eléctrica que se aplica a la piel a través de geles conductores. Funciona en el principio de las cargas que se repelen entre sí", dice la esteticista certificada Jeffie Ann Hall. Cuando se usa en combinación con geles cargados especialmente, las máquinas faciales galvánicas suavizan la piel, reducen la apariencia de arrugas, clarifican el tono de piel y le dan un levante a la piel hundida.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Gel facial desintoxicamente pre-tratamiento
  • Gel de tratamiento
  • Temporizador o reloj
  • Limpiador facial
  • Tónico facial
  • Bola de algodón o botella sifón
  • Toalla
  • Espejo
  • Suero, hidratante o pantalla solar

Instrucciones

  1. Quita aceite y suciedad de tu piel antes de hacer un tratamiento galvánico.

    Limpia tu rostro y cuello con tu producto usual. Seca tu rostro con una toalla al golpear suavemente la piel. Aplica tónico facial con una bola de algodón o botella de sifón. Permite que tu piel seque naturalmente.

  2. Aplica el gel pre-tratamiento a una mitad de tu cara y rostro. Mírate en el espejo para referencia de colocación. Empuja el botón de inicio que en la mayoría de las máquinas indicará un tiempo de tratamiento específico. Usa un cronómetro de cocina o reloj si la máquina no tiene esta característica. La Compañía Nu Skin, un fabricante de máquinas galvánicas, recomienda elegir dos minutos para esta porción del tratamiento.

  3. Humedece tu mano y agarra el dispositivo, asegurándote de que tus dedos estén en contacto con la parte conductora de la máquina. Comienza el facial al tocar el extremo de la máquina galvánica a tu piel. Mueve la unidad alrededor de tu rostro y cuello donde aplicaste el gel. Detente cuando el cronómetro se apague o la máquina indique que el tratamiento está hecho. Enjuaga el gel restante. Repite estos pasos en el otro lado.

  4. Suaviza el gel de tratamiento en una mitad de tu rostro y cuello. Elige el tiempo de tratamiento de acuerdo a las instrucciones para la máquina específica. Coloca el cronómetro o sigue las directrices del fabricante nuevamente para la selección de tiempo. Hall recomienda entre tres a cinco minutos para el tratamiento principal.

  5. Humedece tu mano como hiciste para la fase del pre-tratamiento. Haz contacto con tu mejilla y procede con el tratamiento al mover el dispositivo suavemente alrededor. Enjuaga y seca tu piel. Muévete al otro lado de tu rostro usando las mismas instrucciones.

  6. Las máquinas galvánicas aumentan la efectividad de los productos de cuidado de piel.

    Apaga la unidad al empujar el botón de energía. Quita el residuo de gel con una toalla húmeda. Aplica productos de cuidado de piel adicionales como suero, hidratante o pantalla solar.

Consejos y advertencias

  • Mantén contacto con el dispositivo todo el tiempo durante el tratamiento para asegurar que la corriente sea consistente. Si pierde contacto, ajusta tu mano y continúa. Si el gel de tratamiento se seca durante el tratamiento, añade un poco de agua a tu piel con tu mano libre para que la unidad se mueva suavemente.

Más galerías de fotos



Escrito por kellie r. stone | Traducido por lucas huidobro