Cómo mantener frescos a los pimientos después de cortarlos

Los pimientos frescos tienen un sabor limpio con una textura crujiente que a menudo parece desaparecer rápidamente después de cortarlos. Sin embargo, si tomas algunas medidas para preservar su frescura, los pimientos se conservarán crujientes hasta por una semana después de haber sido cortados. Todo lo que necesitas son unos suministros domésticos y dos minutos para almacenar correctamente los pimientos. Esta técnica funciona para cualquier tipo de pimiento.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Cuchillo afilado
  • Recipiente hermético

Instrucciones

  1. Rebana los pimientos.

    Rebana los pimientos con un cuchillo afilado para evitar maltratar la parte externa. Desecha las semillas y tallos después de cortar los pimientos.

  2. Coloca los pimientos sobre una toalla de papel.

    Coloca una toalla de papel en una superficie plana con los pimientos encima. Envuelve la toalla de papel alrededor de los pimientos.

  3. Envuélvelos con la toalla de papel.

    Coloca los pimientos envueltos en la toalla de papel en un recipiente hermético. Asegúrate de que la toalla no se va a desdoblar y a destapar a los pimientos.

  4. Vierte 1/2 pulgada de agua y cierra el recipiente hermético.

    Vierte 1/2 pulgada de agua fría en el recipiente. Sella el recipiente hermético y colócalo en el refrigerador. Usa los pimientos dentro de los siguientes siete días para que todavía estén frescos.

Consejos y advertencias

  • Si guardas los pimientos por más de una semana, reemplaza el agua del contenedor.

Más galerías de fotos



Escrito por serena styles | Traducido por mariana groning