Cómo mantener las brochetas de fruta frescas durante toda la noche

Las brochetas de fruta son una forma divertida de servir fruta cortada sin hacer un desastre. Puedes demorar mucho en hacer las brochetas debido a que debes prepararlas antes de ensartarlas. Para ahorrar tiempo, puedes hacerlas la noche anterior a servirlas. Para mantener las brochetas de fruta frescas durante toda la noche debes cubrirlas en una capa de ácido cítrico para evitar que queden marrones y que pierdan la textura y la consistencia.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • 1/8 de taza de jugo de limón
  • Botella con atomizador
  • Envoltorio de plástico
  • Plato o placa para hornear

Instrucciones

  1. Combina el jugo de limón y 1/8 de taza de agua fría en una botella con atomizador y agítala ligeramente para mezclar el líquido.

  2. Extiende las brochetas de fruta en una superficie limpia y cúbrelas con una capa delgada y homogénea del líquido que se encuentra en la botella con atomizador. Da vuelta las brochetas y rocía el otro lado con el líquido. El limón mantiene la fruta fresca sin cambiar su sabor.

  3. Envuelve cada brocheta con una lámina de envoltorio plástico, asegurándote de que no pueda entrarles aire. Deja las brochetas envueltas en un plato o en una placa para hornear.

  4. Coloca el plato o la placa para hornear con brochetas en el refrigerador. Sírvelas en 12 horas.

Consejos y advertencias

  • Refrigera el resto del aerosol de limón inmediatamente y úsalo en una semana.

Más galerías de fotos



Escrito por serena styles | Traducido por alejandra prego