Maneras naturales de mantener tu cara sin arrugas

Las arrugas aparecen en la piel durante el proceso natural de envejecimiento. Aunque no podrás eludir las arrugas naturalmente por siempre, la manera en que cuidas tu piel y cuerpo puede ayudar a retrasar las arrugas faciales. Una piel saludable y suave ayuda a que te veas más joven y te sientas mejor con tu apariencia sin la necesidad de cirugía plástica o procedimientos similares.

Dieta

Los alimentos y bebidas que consumes afectan más que tu peso. La apariencia de tu piel también se afecta con tu dieta. Bebe agua regularmente para hidratar tu piel desde adentro. Enfócate en una dieta saludable y balanceada para nutrir tu piel con los nutrientes necesarios para mantenerte con una apariencia saludable y evitar las arrugas. Limitar tu consumo de grasas y carbohidratos puede ayudar a que tu piel se mantenga con una apariencia joven. Incluye la vitamina C, antioxidantes y proteínas en tu dieta también puede ayudar. Prueba frutas amarillas y naranjas y vegetales, arándanos (blueberries), vegetales de hojas verdes, nueces, frijoles y pescado rico en ácidos grasos omega-3 para una piel más saludable.

Protección solar

Los rayos UV dañan la piel afectando el colágeno y elastina, de acuerdo con la American Academy of Dermatology. La descomposición de estos componentes causa arrugas prematuras y envejece la piel. Evita largos periodos de luz solar directa, especialmente a medio día cuando los rayos son más fuertes. Cubre tu piel cuando sea posible. Aplica bloqueador solar a cualquier parte de la piel que esté expuesta antes de ir afuera. Los bloqueadores contienen una variedad de químicos, algunos que no son naturales. Evita bloqueadores con oxibenzona, en su lugar escoge productos que usen minerales como zinc o titanio como ingrediente activo. Las camas de bronceado presentan los mismos riesgos para tener arrugas en la piel y envejecimiento prematura de la piel.

Estilo de vida

Fumar contribuye potencialmente a las arrugas prematuras en la cara. Los químicos presentes en el cigarro y el humo del mismo aceleran el proceso de envejecimiento, de acuerdo con la American Academy of Dermatology. La gente que fuma frecuentemente expone su piel a estos químicos repetidamente en adición al daño interno que los químicos hacen a tu cuerpo. Tus movimientos faciales cuando fumas también contribuyen a las arrugas. Pueden añadir arrugas cerca de tus labios. Entrecerrar los ojos mientras fumas aumenta las arrugas alrededor de los ojos. Dejar de fumar y evitar humo de segunda mano cuando sea posible reducirá tu riesgo a las arrugas.

Cuidado de la piel

Una rutina regular y gentil del cuidado de la piel la mantiene viéndose saludable y puede reducir las arrugas. La piel de la cara es sensible, especialmente alrededor de los ojos en donde es más delgada que otras áreas. En lugar de tallar tu cara o frotarla agresivamente con productos, usa movimientos gentiles para no dañar tu piel. Usa limpiadores suaves y humectantes. Aplica humectante diariamente para evitar la piel seca que contribuye a las arrugas.

Más galerías de fotos



Escrito por shelley frost | Traducido por yolanda adriana paulín vázquez