Maneras de cocinar mollejas de pollo

Normalmente asociadas con el relleno para Día de Gracias, las mollejas son un ingrediente más versátil de lo que puedes asumir. Ubicada en la porción superior del estómago del ave, la molleja es la responsable de moler la comida digerida. Consecuentemente, son duras y fibrosas y no tienen mucho sabor. Pero unos cuantos métodos de cocina pueden ayudar a transformarlas en un alimento delicioso y agradable o añadirlas a otros platos.

Jugosas y suaves

Para estofar mollejas, ponles sal y pimienta, luego colócalas en una olla con un fondo grueso junto con unas cucharadas soperas de aceite de oliva. Puedes usar aceite en espray. Saltea pocas a la vez para asegurar un dorado apropiado. Para estofar añade suficiente fluido para apenas cubrir los ingredientes. Escoge caldo, sopa o agua; un ácido como el vinagre o vino; y aromatizantes, como hierbas y especias. Haz que hierva, cubre la olla, y deja que las mollejas se cocinen a fuego lento por 1 1/2 o 2 horas.

Cocción lenta para días lentos

La textura de las mollejas se suavizan con una cocción lenta y a fuego lento. Colócalas en una olla de cocción lenta con una variedad de tubérculos, hierbas, especias, sal y pimienta, un poco de caldo bajo en sodio y un poco de aceite de oliva. Ponle la tapa y ponla en bajo. Deja que se cocinen por 6 o 8 horas.

Chisporroteo suculento

Las mollejas tienden a caramelizarse rápidamente en aceite (tan rápido que raramente se suavizan después de dejar la sartén). Antes de sellarlas en el sartén o freírlas, suavízalas dándoles un hervor por 15 minutos o sumergiéndolas en suero de leche por uno o dos días. Si optas por freírlas, pásalas por harina primero. Si vas a sellarlas en un sartén, asegúrate de usar aceite con un punto alto para que humee, como el de canola o aceite vegetal, o usa aceite en espray.

Honerar y a la barbacoa

Hornear o hacer a la barbacoa convierte las mollejas suavizadas en un aperitivo que se derretirá en tu boca. Para hornearlas, córtalas a la mitad; sazónalas con un poco de sal, pimienta, hierbas y especias; y pones un poco de aceite de oliva. Hornéalas a 500°F por 25 o 10 minutos, o hasta que estén doradas. Añade salsa de barbacoa y sazónalas antes de hornearlas para tener un plato picante.

Más galerías de fotos



Escrito por tremaine jackson | Traducido por yolanda adriana paulín vázquez