¿De qué manera el maíz puede afectar tu cuerpo?

El maíz es un conocido plato estadounidense de acompañamiento, el snack favorito del aficionado al cine cuando explota, y un ingrediente común en los alimentos procesados. Dada su popularidad, el maíz puede parecer tener un sólido valor nutricional para todo el mundo, pero en algunos casos, puede afectar negativamente a las personas y causar estragos en sus cuerpos. Aunque proporciona vitaminas y brinda una nutrición antioxidante, algunas personas son alérgicas a los productos de maíz y al maíz en sí. Los productos de maíz procesados, como el jarabe de maíz alto en fructosa, pueden ser especialmente perjudiciales para algunas personas, según una investigación de la Princeton University, informa Hilary Parker de “News at Princeton, el servicio de información de la escuela.

Historia


El maíz es una planta originaria de las Américas.

El maíz es una planta originaria de las Américas, y los investigadores han encontrado evidencias de su consumo hace 80,000 años, según investigadores de la Iowa State University. La evidencia también sugiere que el maíz deriva de una mezcla de hierbas y una versión antigua y extinta de maíz, explican los investigadores Lanza Gibson y Garren Benson, de la misma institución. Luego que los europeos descubrieran el continente americano, el maíz fue exportado a varios países de Europa y con el tiempo se convirtió en un complemento valioso alimento para las dietas. El maíz es el ingrediente principal en muchos alimentos en todo el mundo, incluyendo cereales, aperitivos y edulcorantes.

Valor nutricional


El maíz contiene vitaminas B tiaminas, B6, niacina, riboflavina y ácido fólico.

El maíz contiene vitaminas B tiaminas, B6, niacina, riboflavina y ácido fólico, así como pequeñas cantidades de vitaminas A y E, según informa el sitio web Organic Facts. También contiene minerales, incluidos el cobre, hierro, magnesio, manganeso, fósforo, selenio y zinc, así como trazas de potasio. La mayoría de las personas obtienen calorías de maíz a partir de productos de cereales. Aunque el maíz aporta vitaminas y nutrición mineral, pierde su valor nutricional luego de ser altamente procesado.

Reacción alérgica


Si tienes alergia al maíz, puedes sufrir (sabiéndolo o no) de síntomas de alergia.

Si tienes alergia al maíz, puedes sufrir (sabiéndolo o no) de síntomas de alergia después luego de comer alimentos que contengan maíz o derivados de él. Las alergias provocan que el sistema inmunológico genere anticuerpos que desencadenan la liberación de histamina y otras sustancias químicas, de acuerdo con los médicos de la St. John Providence Physician Network y la American Dietetic Association. Estos productos químicos causan síntomas adversos, tales como la hinchazón de la lengua y la garganta, dificultad para respirar, urticaria, calambres de estómago, problemas digestivos y presión arterial extremadamente baja. Una reacción alérgica severa puede causar una condición llamada anafilaxia, que puede llevar a la muerte. Algunos expertos de la salud creen que los alimentos más comunes que provocan alergias comunes (tales como el maíz) causan síntomas adversos a la salud permanente, tales como dolores de cabeza, depresión e hiperactividad, según el Woodlands Healing Center Research.

Alimentos procesados


Comer carne derivada de ganado que no goce de buena salud puede conducir a la enfermedad en sus consumidores.

Los ingredientes a base de maíz que se encuentran en los alimentos procesados ​​pueden afectar gravemente la salud de los consumidores, especialmente de aquellos que consuman regularmente productos que contienen jarabe de maíz altos en fructosa, informa Hilary Parker de “News at Princeton”. En la investigación llevada a cabo en la Princeton University, el jarabe de maíz alto en fructosa jarabe provocó un gran aumento de peso en animales de laboratorio y fue causa de un aumento significativo en la grasa abdominal luego de ser consumido en el largo plazo, añade Parker. Los investigadores creen que los resultados de la investigación pueden ser indicativos de los factores determinantes para la obesidad humana en los Estados Unidos. Además, la alimentación del ganado pueden causar los animales a ser poco saludable y propensa a las enfe con productos derivados del maíz puede causar enfermedades, de acuerdo con la revista de alimentos alternativos en línea“ Healthy Eating Politics” y el sitio web Grass-fed Meats. Comer carne derivada de ganado que no goce de buena salud puede conducir a la enfermedad en sus consumidores.

Niveles de Omega-3 a Omega-6


Cuando estas carnes son consumidas regularmente por los consumidores, pueden promover la enfermedad cardíaca.

La falta de la forma natural de ácidos grasos omega 3 que se encuentra en la alimentación del ganado saludable puede conducir a una mala relación entre omega 3 y omega 6 en el ganado regularmente alimentado con productos de maíz. Cuando estas carnes son consumidas regularmente por los consumidores, pueden promover la enfermedad cardíaca y otras enfermedades humanas, según Slanker’s Grass-fed Meats.

Más galerías de fotos



Escrito por cat north | Traducido por guido grimann