Cómo manejar la situación de una persona desmayándose

Busca atención médica si alguien se ha desmayado.

Los desmayos, o síncopes, son relativamente comunes, pero afortunadamente suelen no ser nada serio. Los síncopes ocurren cuando pierdes tonalidad muscular y la consciencia brevemente por un período de tiempo que puede ir desde unos segundos a unos pocos minutos. En los síncopes reales, la recuperación no requiere de RCP u otro método de resucitación.

Causas

Aunque los síncopes tienen una variedad de causas, tres de ellas suelen ser más usuales: dilatación de vasos sanguíneos, hipotensión ortostática y problemas cardíacos. Cuando tus vasos sanguíneos se dilatan o expanden, tu presión sanguínea disminuye. Consecuentemente, la circulación de la sangre a tu cerebro disminuye, resultando en la pérdida de consciencia. Esta es la causa más común de síncopes. El estrés, toser e incluso orinar puede activar la dilatación de los vasos sanguíneos. Antes de desmayarte, puede que experimentes un cambio en el color de la piel, náuseas, sudor o un rápido ritmo cardíaco.

La segunda causa, la hipotensión ortostática, ocurre cuando tus vasos sanguíneos fallan a la hora de contraerse después de cambiar desde la posición de acostado boca abajo a una posición vertical, por ende disminuyendo tu presión sanguínea. Este tipo de síncope es común en las personas mayores, pacientes de diabetes de largo plazo y personas que toman ciertos medicamentos.

Puede que también experimentes un síncope si tienes problemas con tu ritmo cardíaco o si tu corazón tiene un problema estructural que impide el flujo de sangre.

Tratamiento

Si notas que alguien se ha desmayado, el primero paso y el más importante es buscar atención médica.

Aunque el síncope tiene un rápido tiempo de recuperación, puede que haya otras razones para la pérdida de consciencia, como convulsiones, un infarto o accidente cerebrovascular, los cuales son emergencias médicas. Estas situaciones requieren de atención médica urgente.

Si la persona deja de respirar o su corazón se detiene, este no es un síncope. La condición requiere atención médica y el inicio de soporte vital básico, incluyendo RCP, el cual incluye ayudar a la respiración, compresiones de pecho, el uso de un desfibrilador y otras intervenciones. Puedes aprender estas intervenciones médicas tomando un curso de primeros auxilios, como aquellos aprobados y enseñados en la American Heart Association.

Si desarrollas los síntomas tempranos de un síncope, como sensación de ligereza en la cabeza, entonces acuéstate y eleva tus piernas para alentar la circulación de sangre a tu cerebro. De manera alternativa, inclínate hacia adelante con tu cabeza entre tus rodillas. Tensar los músculos de las piernas y los brazos también puede ser de ayuda.

Si estás con una persona que pierde la consciencia y es un síncope verdadero, es decir que aún respira y su corazón late, entonces ponla sobre su lado izquierdo. Debería recuperar la consciencia en un corto período de tiempo.

Los episodios de síncopes deben ser controlados por un profesional médico. El manejo médico a largo plazo de los desmayos depende de la causa, y puede incluir evitar factores que los causan, cambiar medicación o el uso de un marcapasos en el corazón.

Foto: David De Lossy/Photodisc/Getty Images

Más galerías de fotos



Escrito por matthew fox, md
Traducido por ana grasso