Cómo lograr fortalecer y agrandar el cuello

Un cuello musculoso es más fuerte y más funcional. Entre más fuerza en el cuello tengas, más serás capaz de evitar lesiones al participar en deportes de contacto y mayor capacidad tendrás de superar el dolor y torceduras. El cuello está formado de varios grupos musculares, como el trapecio, los escalenos y el esplenio, el elevador escapular y el esternocleidomastoideo, que son responsables de la extensión, rotación y flexión de la cabeza y el cuello. Comer más te ayudará a incrementar la circunferencia de tu cuello si eres más delgado. Puedes también realizar estiramientos y ejercicios para fortalecer los músculos de tu cuello y lograr incrementar su circunferencia.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Instrucciones

    Comer en grande para lograr un cuello más grande

  1. Incrementa tu consumo calórico en 500 calorías al día para ganar con seguridad una libra a la semana en tu cuerpo completo en general, lo que resultará en un cuello más grande.

  2. Come una dieta saludable rica en alimentos de origen vegetal, como frutas, vegetales y granos enteros para ganar peso. No incrementes tu número de calorías consumiendo alimentos más grasosos o azucarados. Esto puede ponerte en riesgo de enfermedades cardiacas, como ataques al corazón y diabetes.

  3. Incrementa el número de proteínas que consumes para ayudar a construir más músculo conforme ejercitas tu cuello. Come entre 0.5 y 0.8 gramos de proteína por libra de peso corporal, dependiendo de tu nivel de actividad (los requerimientos de proteínas para los atletas de fortalecimiento son muy altos).

    Estirar para fortalecer

  1. Puedes realizar estiramientos de cuello inclinando tu cabeza hacia adelante, hacia atrás, de lado a lado y rotándola de izquierda a derecha.

  2. Sostén cada posición por dos a cinco segundos antes de relajarte y hacer de cinco a 10 repeticiones por set de cada uno por lo menos tres veces al día.

  3. Usa tu mano para agregar resistencia a cada movimiento aplicando una presión suave en contra de la dirección en que se mueve tu cabeza.

    Un poco de resistencia ayuda de mucho

  1. Realiza ejercicios de movimiento de cabeza enredando una mini-banda o banda de resistencia ligera alrededor de tu frente. Voltea tu cabeza a la derecha mientras jalas las bandas a la izquierda. Cambia para trabajar el lado opuesto de tu cuello.

  2. Realiza un ejercicio de estabilización de cuello adhiriendo los extremos de una mini-banda a más o menos 3 pies de tu cuerpo más o menos a la altura de tu rodilla. Enreda la banda alrededor de la parte posterior de tu cabeza e inclínala hacia atrás. Mantén las regiones torácica y lumbar de tu columna neutrales a lo largo del ejercicio y solo permitir a la columna cervical sobresalir al momento de inclinar tu cabeza hacia atrás, de acuerdo con Todd Bumgardner, MS, and Joe Giandonato, MS, CSCS. Voltea alrededor, de manera que la banda de resistencia esté envuelta alrededor de tu frente e inclina tu cabeza hacia adelante, tocando tu barbilla con tu pecho.

  3. Realiza dos repeticiones de 10 segundos y avanza hasta tres repeticiones de 20 segundos para cada ejercicio.

Consejos y advertencias

  • Siempre estírate adecuadamente antes de comenzar cualquier ejercicio para asegurarte de que tu cuerpo esté preparado adecuadamente para el ejercicio.
  • Siempre consulta con tu médico antes de cambiar tu dieta o comenzar cualquier nueva rutina de ejercicios.

Más galerías de fotos



Escrito por brandi junious | Traducido por reyes valdes