Cómo llevar ropa heredada y vintage

Algunos lo llaman ropa usada reciclada o de segunda mano; otros prefieren retro o vintage. Cualquiera que sea el término que uses, hay más gente yendo hacia este valor. Llevar ropa vintage demuestra que "estás buscando fuera de lo establecido. Puedes pensar en tu propio estilo, y no tienes que seguir cualquier tendencia", dice Kerry Taylor, que lleva una casa de subastas especializada en moda vintage. La lección: no te excedas con las prendas de moda heredadas o de segunda mano. Estos días, incluso Su Majestad la Reina Isabel de Inglaterra está rebuscando en su armario: su vestido blanco decorado con los pájaros nacionales de Trinidad y Tobago recibió una renovación con cristales de swarovski en forma de hojas de arce para que pudiera llevarlo de nuevo en Canadá. Sólo requiere mirar un poco como creador de tendencias, en vez de como viajero del tiempo.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Instrucciones

    Escoge y elige

  1. La consultora de moda Natalie Joos sugiere mezclar y combinar.

    Encuentra una gran pieza vintage o retro y construye tu atuendo alrededor de ella, como un abrigo con estampado de leopardo con prendas separadas negras. Un vestido de fiesta de los años 60 con falda ahuecada, medias y botines acordonados, en vez de zapatos de tacón y accesorios retro.

  2. Piensa con originalidad porque "si sales a la calle con un vestido, un abrigo, el pelo y tacones de Betty Draper, la gente puede pensar que estás disfrazada para Halloween", dice Glamour UK.

  3. Relájate y diviértete. La consultora de moda Natalie Joos está de acuerdo en que es mejor no tomarse la moda vintage de modo demasiado literal. "Piensa en la onda más que en el vestuario", le dijo a la revista Elle.

    Repensar y revisar

  1. Reciclado: la Reina Isabel lleva un vestido transformado para una visita a Canadá en 2010.

    Echa un vistazo a esos desastres heredados y visualiza las posibilidades. Justo como la reina (o mejor, su modista), puedes tomar algo viejo y hacerlo nuevo.

  2. Mezcla y combina artículos que tradicionalmente se llevan juntos con otras piezas en tu armario. Por ejemplo, toma un traje de falda y lleva esta por separado de su chaqueta a juego.

  3. Los pequeños ajustes, como quitar las hombreras de una chaqueta, acortar un vestido o cambiar botones, pueden suponer una gran diferencia en la transformación de las piezas de armario.

    Complementa

  1. La editora de moda Grace Cobb añade un bolso vintage a un atuendo moderno en el L'Oreal Melbourne Fashion Festival en Australia, en marzo de 2013.

    Usa un bolso vintage, gafas de sol grandes o joyería brillante para añadir un toque nostálgico a un atuendo moderno. Prueba un sombrero holgado de los años 70, guantes femeninos de los años 50 o incluso una cinta con plumas para la cabeza de los años 20.

  2. Peina las tiendas de segunda mano y reúne lo que te encanta. Después encuentra un sitio para ello en tu armario.

  3. Sigue a las celebridades de Hollywood mezclado modas, pero haz la tuya. La estilista australiana Nicole Warne dijo a la revista InStyle que las piezas vintage más evocadoras "no parecen vintage en absoluto".

    Sé atrevida

  1. Dita von Teese es la mujer de rojo con el estilo de los años 40 de la cabeza a los pies.

    Sigue los pasos de la moda de las amantes del vintage como Dita von Teese y Katy Perry, y haz tu propio aspecto. Expresa tu pasión por la moda de los años 40 y 50, o cualquier cosa que encaje con tu estilo.

  2. Si te interesa una era o un diseñador particular, haz alguna investigación primero. Construye tu atuendo alrededor de tendencias únicas o distintivas de la época, como el vestido de crépe de Chine, un traje con hombreras o una falda de vuelo única.

  3. No olvides el peinado y el maquillaje adecuados para la era, al menos por la noche. Sigue con un pelo flapper con horquillas, si te vistes con el estilo de los años 20, o un moño elegante y barra labial roja si quieres ser una mujer fatal de los años 40.

Consejos y advertencias

  • Busca ropa vintage en cualquier sitio, desde tiendas de segunda mano a tiendas de consigna con coleccionables de moda. Visita tus favoritas con frecuencia, y mantén la mente abierta.

Más galerías de fotos



Escrito por bonny brown jones | Traducido por natalia navarro