Cómo llenar un saco de boxeo

Un saco de boxeo es un elemento básico para cualquiera que entrene boxeo o artes marciales. Puedes comprar sacos que vienen llenos, pero puede ser mucho más barato comprar uno vacío y llenarlo tú mismo. De esta forma, puedes llenarlo con lo que desees, siendo tela, trapos, arena, arroz y agua, los materiales más usados para este propósito.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Cilindro hueco, como un tubo PVC
  • Arena o arroz
  • Trapos
  • Pesa

Instrucciones

    Llenando tu saco de boxeo

  1. Compra un saco en una tienda de artículos deportivos o de un distribuidor en línea. Compra un saco hecho de vinilo, lona o cuero de alta calidad, que soporte años de abuso.

  2. Compra el relleno de tu saco. Los sacos de boxeo normalmente vienen con hasta tres pulgadas de acolchado de espuma y la cantidad de acolchado determinará cuánto relleno necesites. Puedes cortar ropa vieja o comprar retazos a un fabricante de ropa.

  3. Añade peso en el centro de tu saco llenando un cilindro, como un tubo de PVC o un tubo de cartulina, con arroz o arena.

  4. Llena el resto del saco con el relleno de tu elección. Si estás usando trapos, añádelos en capas parejas, presionando cada par de capas. Asegúrate de que la ropa está pareja en los lados, ya que ahí es en donde vas a golpear el saco.

  5. Sella el tubo central y amarra la bolsa. Ahora podrás colgar y usar tu saco de boxeo.

Consejos y advertencias

  • Investiga exactamente qué quieres en un saco. Ve a tiendas de artículos deportivos y observa qué prefieres antes de comprar y llenar un saco por tu cuenta.
  • No uses un saco que sea demasiado pesado para ti. Tendrás un riesgo mucho más alto de lastimar tus muñecas y romper tus manos.

Más galerías de fotos



Escrito por chris callaway | Traducido por ana maría guevara