Listas de almacén baratas y saludables

La creación de una lista de alimentos saludables para comprar en la tienda comienza con la planificación de las comidas que se adaptan a tu dieta. Muchas personas que hacen dieta y aquellos que están tomando más conciencia de su salud tienden a comprar alimentos preenvasados, bajos en grasa, tales como paquetes de 100 calorías o comidas congeladas bajas en grasa. Aunque estos alimentos son fáciles de preparar y comer, no siempre son baratos. Encontrar alimentos que están en oferta y preparar tus propias comidas bajas en grasa te ayudará a ahorrar dinero en tu factura de supermercado.

Desayuno


Los huevos frescos de granja son una fuente saludable de proteínas -trata de comprarlos de un granjero o vendedor privado en lugar de una tienda, para ahorrar dinero-.

El desayuno es una parte importante de tu consumo diario de energía. Preparar una lista de compra llena de alimentos saludables te ayudará a alcanzar un buen comienzo cada mañana. Elige budines Ingleses de trigo entero o pan de trigo que tengan descuento o estén en oferta. O bien, compra panes y bollos en una tienda de pan de descuento. Debido a que estos elementos se encuentran cerca de su fecha de vencimiento puedes congelarlos hasta que los vayas a usar. Los huevos frescos de granja son una fuente saludable de proteínas -trata de comprar estos de un granjero o vendedor privado en lugar de una tienda, para ahorrar dinero-. Compra avena con descuento o en oferta. Un paquete de avena va a durar el doble de tiempo que la avena instantánea y no hay aditivos adicionales. No olvides incluir los cereales sin azúcar en tu lista de alimentos saludables. Busca los cereales a granel en bolsas grandes de trigo inflado, trigo triturado y copos de maíz.

Almuerzo


Prepara sopa en casa usando ingredientes saludables -es más barato y nutritivo que la sopa enlatada-.

Consume alimentos saludables mediante la compra de elementos que se puedan preparar en casa. Busca carne para el almuerzo que esté en oferta o compra por bulto para ahorrar en los costos. La pechuga de pavo es generalmente la más barata. Ve al mostrador de alimentos especiales para ver si tienen ofertas. Evita las carnes procesadas, como el fiambre con aceitunas y la bologna. Elige frutas y verduras en lugar de papas fritas para el almuerzo. Compra artículos de temporada para obtener el máximo rendimiento de tu dinero. Compra zanahorias enteras en lugar de zanahorias bebé para ahorrar. Puedes triturarlas, cortarlas y comerlas con un sandwich. Haz una sopa en casa con ingredientes saludables -es más barato y más nutritivo que las sopas enlatadas-. Un simple puré de sopa con caldo de verduras, zanahorias, manzanas verdes y jengibre fresco rallado es un almuerzo tibio y lleno de nutrientes.

Cena


Lee tu folleto semanal de tiendas de comestibles.

Tu lista de compras para la cena debe incluir carne, verduras y un almidón que sea accesible y pueda ser dividido en varias comidas o para más de una persona. Lee tu folleto semanal de tiendas de comestibles. Esto te dirá cuáles tiendas tienen qué carne a la venta. Elige el pollo sin hueso y sin piel o las pechugas de pavo. Opta por cortes magros de carne, como asados ​​o filetes, con mínima grasa visible. Las papas son bajas en grasa y ricas en nutrientes, como el potasio. Compra pan integral y mantén la mayor parte de la barra de pan en el congelador para evitar su deterioro -sólo toma las rodajas que vas a consumir en los próximos días-. Reduce tus costos de vegetales al optar por las verduras congeladas. Su larga vida reduce el deterioro y ofrecen los mismos beneficios nutricionales que las verduras frescas.

Bocadillos


Prepara una lista de alimentos saludables y ve a la sección de alimentos a granel.

Come bocadillos durante el día para regular el azúcar en la sangre y mantener el metabolismo normal. Prepara una lista de alimentos saludables y ve a la sección de alimentos a granel. Compra galletas, almendras crudas y frutos secos por libra -es menos costoso-. Crea tu propia mezcla de cereales y granola con la compra de artículos a granel y la colocación en bolsas plásticas o recipientes reciclables. Esta es una alternativa de bajo costo a la compra de artículos de marca.

Más galerías de fotos



Escrito por julie boehlke | Traducido por mar bradshaw