Cómo limpiar poros congestionados

Cuando los poros de la piel se congestionan con aceites, células de piel muerta, cebo y bacterias, puede resultar en erupciones de acné. Para evitar la presencia de estas erupciones en la piel, es necesario limpiar los poros eliminando las sustancias que los bloquean, extrayendo impurezas con una arcilla natural y equilibrando el ritmo de renovación de la piel. Siguiendo una rutina que incorpora estos métodos de limpieza, puedes reducir y disminuir las erupciones del acné y los puntos negros.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Aceite de ricino
  • Agua
  • Toalla
  • Arcilla francesa verde
  • Aceite del árbol de té
  • Tazón
  • Gel de ácido salicílico

Instrucciones

  1. Aplica una máscara de aceite de ricino para aflojar las obstrucciones dentro de los poros y permitir que se drenen con mayor facilidad. Extiende dos cucharadas de aceite de ricino sobre la piel, aplicando una capa gruesa sobre ella. Mantén el aceite sobre la piel durante al menos 15 minutos, después limpia el aceite con una toalla.

  2. Usa una mascarilla de arcilla con aceite de árbol de té para eliminar las impurezas que persistan en la piel y para aniquilar las bacterias que causan el acné dentro de los poros. Dentro de un tazón pequeño combina 1 cucharada de arcilla francesa verde y 2 gotas de aceite de árbol de té. Extiende la máscara en tu piel y deja que seque completamente, lo cual tomará cinco minutos. Enjuaga la mascarilla con agua caliente.

  3. Aplica un gel de ácido salicílico para equilibrar el ritmo de renovación de las células de la piel. Aprieta una cantidad pequeña del gel sobre tus dedos y extiéndelo suavemente sobre tu piel. Usa tus dedos para distribuir el gel en tu piel hasta que haya sido absorbido.

Consejos y advertencias

  • El aceite de ricino es un producto no comedogénico y altamente purgante que puede ayudar a tu piel a eliminar las impurezas. Puedes comprarlo en una farmacia o tienda de conveniencia, y puedes aplicarlo dos veces al día para ayudar a limpiar los poros. La arcilla francesa verde es un producto natural y absorbente que puede eliminar impurezas, el exceso de aceite y las obstrucciones en la piel. Debido a su naturaleza secante, debes usarlo un máximo de tres veces a la semana.
  • Puedes usar el gel de ácido salicílico dos veces al día para regular la velocidad de renovación de las células de la piel. Esto evita que las células muertas obstruyan los poros, congestionándolos y permitiendo que las impurezas se queden atrapadas en ellos.
  • Si tu piel se enrojece, se irrita o se inflama tras el uso de un producto para el cuidado de la piel, deja de usarlo y busca el consejo de un dermatólogo profesional.

Más galerías de fotos



Escrito por kelly sundstrom | Traducido por paulo roldan