Cómo limpiar espinilleras

Las espinilleras son una parte importante de tu equipamiento de fútbol y necesitan de una limpieza regular para evitar olores y moho y para mantenerlas en las mejores condiciones. Aunque no hay una ciencia exacta detrás de la limpieza de espinilleras hay algunos métodos que funcionan mejor que otros.

Nivel de dificultad:
Fácil

Instrucciones

  1. Lava tus espinilleras en tu máquina lavadora al menos una vez al mes. Esta idea es espacialmente buena si las espinilleras tienen una cubierta protectora, para que el plástico no esté expuesto y no haya muchas probabilidades de rayones o grietas por los golpes contra los lados de la lavadora. Si son de plástico en el exterior pon las espinilleras en una funda de almohada con cierre y luego arrójalas en la lavadora. Utiliza tanto detergente como suavizante para ayudar a eliminar los olores.

  2. Lava tus espinilleras con jabón y agua si están hechas completamente de plástico. Utiliza un cepillo pequeño para frotar con agua enjabonada hasta que toda la tierra y las manchas desaparezcan. También puedes probar con aceite mezclado con agua o jugo de limón. Estas son buenas opciones si las espinilleras tienen una parte de plástico y otra de elástico o tela. Humedécelas en agua por entre 15 y 20 minutos si están demasiado sudadas.

  3. Cuelga tus espinilleras en el exterior para que se sequen. El sol y el aire fresco también servirán como desodorizantes eliminando cualquier olor restante y ayudando a secarlas completamente. No coloques las espinilleras en la secadora.

  4. Rocía las espinilleras con un desinfectante en aerosol luego de cada uso para prevenir que los hongos y bacterias crezcan. La bacteria puede provocar olores, así que prevenir su crecimiento o atacarla temprano es esencial para extender la vida útil de las espinilleras. También puedes rociarlas con Febreze justo después de utilizarlas para disipar el olor.

Más galerías de fotos



Escrito por tammy dray | Traducido por ana grasso