Cómo lidiar con adolescentes que toman malas decisiones

Aunque puede ser frustrante, doloroso o francamente desgarrador ver a tu hijo tomar malas decisiones, es una parte casi inevitable de criar adolescentes. Los jóvenes aprenden y crecen al cometer errores. Pero no toda la culpa es de él cuando se trata de tomar malas decisiones. Un estudio publicado en junio de 2011 en el diario "Child Development" indica que los adolescentes pueden tomar malas decisiones y tener un comportamiento arriesgado producto de que su cerebro carece de la capacidad de ejercer el control de los impulsos. A pesar de estos descubrimientos, los padres pueden tomar acciones para ayudar a sus hijos a tomar mejores decisiones, más sabias e informadas.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Instrucciones

  1. Habla con tu hijo sobre lo que te preocupa cuando veas que esta tomando una mala decisión. Puede ser tentador evitar el tema o forzarte a creer en tu hijo, pero estas técnicas no funcionarán, y puede empeorar el asunto. La American Medical Association aconseja ayudarle a ver que hay más alternativas. Hazle saber que no tiene que dejarse llevar por la presión que le ponen sus pares o seguir a la multitud.

  2. Da el ejemplo con comportamientos positivos y decisiones inteligentes. Los niños y adolescentes aprenden al observar el comportamiento de sus padres, viendo a sus padres como modelos a seguir. Si tu hijo te ve en comportamientos negativos como beber alcohol en exceso o fumar, podría sentir que está bien hacer lo mismo, o tener comportamientos similares.

  3. Debbie Pincus, terapeuta familiar, aconseja establecer límites claros, en un artículo realizado para Empowering Parents, un sitio web dedicado a entregar consejos de expertos en el tema de crianza. Establecer límites tiene relación con dejarle saber a tu hijo qué se considera como un comportamiento aceptable, y cuáles son las consecuencias si no cumple con las expectativas. Déjale saber que lo amas y te preocupas por él y que los límites y reglas no son una condición para conseguir tu amor, sino que son una condición de vivir bajo tu techo.

  4. Analiza de antemano las situaciones difíciles con tu hijo. Pregúntale cómo manejaría esas situaciones y déjalo que tome sus decisiones, siempre y cuando no sea una situación que conlleve hacerse daño, violencia o lo ponga en peligro. La American Medical Association aconseja que dejes que viva y aprenda de sus errores. Esto le puede enseñar cuáles son las consecuencias de sus actos y así tomar mejores decisiones la próxima vez.

  5. Muéstrale que crees en sus habilidades. No te des por vencido con tu hijo, continúa siendo positivo y muestra tanto apoyo como sea posible. La adolescencia es difícil para padres e hijos, pero con apoyo y amor estarán mejor preparados para sobrellevarla.

Más galerías de fotos



Escrito por ashley miller | Traducido por mariajose mansilla