Cómo lidiar con adolescentes sociópatas

La sociopatía es una forma grave de trastorno de personalidad antisocial. Las personas diagnosticadas con sociopatía no sienten empatía ni compasión por otras personas y no relacionan sus acciones con las consecuencias. Estas personas a menudo carecen de emociones verdaderas, tienen problemas para sentir amor, son narcisistas, manipuladoras, paranoicas y mentirosas. Los sociópatas tienen dificultades para ajustarse a las normas y expectativas de la sociedad y suelen ir contra la corriente cuando se trata de reglas y estándares sociales. Aunque los profesionales de la salud mental generalmente no diagnostican de forma oficial a una persona como sociópata sino hasta cumplir al menos 18 años de edad, los rasgos de este trastorno pueden aparecer en un adolescente mucho antes. Aprender a hacer frente a un adolescente sociópata no solamente lo ayudará a él, sino que también será benéfico para los que lo rodean.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Instrucciones

  1. Muestra a tu hijo amor incondicional. Es tentador evitar a una persona que muestre comportamientos sociópatas, pero esto solamente ocasionará que el adolescente avance más en su desorden. Pasa tiempo con él, dile a menudo que lo amas y realiza un gran esfuerzo para lograr que tu hijo se sienta querido sin importar lo difícil que pueda ser.

  2. Supervisa al adolescente. Aunque los adolescentes que no exhiben comportamientos sociópatas suelen buscar privacidad, los sociópatas necesitan una supervisión más cercana. Mayo Clinic indica que los sociópatas están en riesgo de tener comportamientos violentos y comportamientos sexuales de riesgo, por lo que monitorear a tu adolescente de cerca puede ayudar a modificar estos comportamientos.

  3. Busca ayuda para ti mismo. No puedes ayudar al adolescente a menos que sepas contra qué estás luchando. Únete a un grupo de apoyo, ya sea en línea o en persona, con otras personas que se enfrenten a los mismos obstáculos que tienes. Aprende acerca de este trastorno, edúcate para saber cómo lidiar con él y busca consuelo con otros padres de adolescentes que exhiban un comportamiento sociópata.

  4. Haz una cita con un psiquiatra para el adolescente. Aunque generalmente no se hacen diagnósticos formales de sociopatía hasta que una persona cumple 18 años, un terapeuta puede ayudar a tu hijo a lidiar con sus tendencias sociópatas y enseñarle habilidades y comportamientos para ayudarle a encajar con el resto de la sociedad y reducir sus comportamientos sociópatas. Además si se requieren medicamentos un profesional de la medicina puede recetarlos.

  5. Sé positivo con el adolescente. Los sociópatas no responden bien a las acusaciones ni a los ultimátums, ni tampoco les gusta escuchar cómo te sientes. Evita decirle al adolescente de qué forma te está afectando su comportamiento negativo o haciéndote sentir triste o irritado. En vez de eso enfócate en sus sentimientos y pregúntale cómo se siente evitando acusarlo de cosas, especialmente de algo que no estés seguro que haya hecho. Esto solamente lo hará sentir más enojado y puede dar lugar a una situación violenta.

  6. Habla con tu adolescente acerca de la diferencia entre el bien y el mal. Aunque en la época de la adolescencia los niños generalmente conocen la diferencia entre estos dos conceptos, los sociópatas no tienen concepto de esta realidad. Incluso si crees que no está escuchando, habla con él frecuentemente acerca de tomar buenas y malas decisiones y las consecuencias de sus acciones. Haz lo anterior de una forma positiva y no amenazante para evitar problemas o hacer enojar al adolescente.

  7. Localiza un grupo de apoyo para adolescentes con trastorno de personalidad antisocial, y si no existe un grupo así en tu área considera iniciar uno por tu cuenta. La terapia de grupo puede ser benéfica para los adolescentes sociópatas al permitirles discutir sus comportamientos y sentimientos negativos con personas que saben exactamente cómo se sienten. Si inicias un grupo de apoyo en tu área es importante encontrar un profesional médico con licencia para dirigir al grupo. Esto no solamente protegerá la seguridad de los otros miembros del grupo sino que también permitirá tener una guía estructurada para los participantes que les ayudará a lidiar con su trastorno.

Más galerías de fotos



Escrito por kimbry parker | Traducido por juliana star