Levantamiento de pesas y dolor abdominal

El dolor es la forma que tiene tu cuerpo de decirte que algo no está bien. Como el levantamiento de pesas pone una gran cantidad de tensión en los músculos y las articulaciones del cuerpo, prestar atención al dolor, tal como el dolor abdominal, es esencial para la identificación de lesiones y evitar el empeoramiento de lo que está pasando con tu cuerpo.

Tipos

Hay cierto número de lesiones relacionadas con el levantamiento de pesas posibles, dependiendo de qué tipo de ejercicios estás haciendo. Las lesiones musculares son una de las formas más comunes al entrenar, e implican cambios bruscos de dirección o movimiento, de acuerdo con SportsInjuryClinic.net. Una hernia implica un órgano, por lo general un intestino, que presiona a través de una pieza de tejido muscular débil en algún lugar en el cuerpo, pero más a menudo en el abdomen o la ingle. Una de las causas de una hernia es levantar objetos pesados ​​incorrectamente o con los músculos débiles.

Identificación


El primer paso es identificar el dolor.

Identificar el dolor abdominal es el primer paso en el tratamiento para que puedas volver a entrenar y a desarrollar el músculo. Una distensión muscular por lo general se manifiesta como dolor y ardor al contraer el músculo específico que se tensa. Los síntomas de una hernia incluyen una protuberancia en la zona donde se ha producido la hernia, acompañada de dolor y, a veces incluso de náuseas o vómitos.

Significado

Tanto la hernia y la tensión abdominal son enfermedades graves que pueden mantenerte fuera de entrenamiento por un período de tiempo significativo. Dependiendo de la gravedad del desgarro abdominal, es posible que tengas que dejar de levantar pesas durante varias semanas con el fin de permitir que sane. Algunas hernias graves requieren cirugía para reparar el tejido muscular y poner de nuevo el órgano en su lugar.

Prevención y solución

Mantener los músculos abdominales fuertes y estirados es fundamental para prevenir tanto una hernia y una lesión abdominal. Haz un trote ligero o saltos en tijera para calentar antes de comenzar tu rutina de levantamiento de pesas. Al levantar pesas, asegúrate de que estás usando la forma de elevación con el fin de prevenir una hernia. Levanta con las piernas si vas a coger una barra u otro peso fijado en el suelo, y usa un cinturón de peso para ayudarte a mantener la espalda mientras haces los levantamientos. Evita los movimientos bruscos que están asociados con la tensión abdominal.

Consideraciones

Sólo porque sientas dolor abdominal al hacer ejercicio no significa necesariamente que hayas sufrido una lesión grave. El dolor también podría deberse a algo tan poco importante como la indigestión. Si sientes dolor, toma un descanso o tómate el día libre sin levantar pesas y vuelve al día siguiente. Si continúas sintiendo dolor en la misma zona, habla con tu médico y haz que te diagnostique el problema.

Más galerías de fotos



Escrito por james patterson | Traducido por maría florencia lavorato