El levantamiento de pesas y una alta presión arterial

Levantar pesas puede aumentar o disminuir tu presión arterial. Existen diferencias entre cómo el levantar pesas afecta tu presión arterial durante el descanso y el ejercicio. Conocer cómo este entrenamiento puede bajar la presión arterial puede llevar a una mejor salud cardiovascular.

Tipos de presión arterial

Los dos tipos de presión arterial son la sistólica y la diastólica. La sistólica es llamada después de la fase cuando el corazón late, llamada sístole. La diastólica es nombrada por la fase diástole, cuando el corazón está en un estado relajado. Ambos tipos son medidos en milímetros de mercurio, abreviados mmHg. La presión arterial sistólica casi siempre es más alta que la diastólica. Según los Centers for Disease Control and Prevention, unas presiones saludables sistólica y diastólica son de 120 y 80 mmHg respectivamente o menos. Unos valores pre-hipertensos están entre estos y 140/90 mmHg. Los valores por encima de esto son considerados como altos.

Cómo medir

Medir la presión arterial, especialmente durante el ejercicio, puede ser difícil. Existen algunos monitores de ritmo cardíaco comercialmente disponibles que pueden sacar tu presión arterial por ti al presionar un botón. Estos son usualmente precisos y confiables en condiciones de reposo. Los monitores automáticos no se ajustan bien para medir la presión arterial durante el ejercicio. Los sonidos Korotkoff pueden oírse usando estetoscopio y están hechos por la turbulencia en el flujo sanguíneo. El comienzo de estos sonidos es la presión arterial sistólica, y los silencios son la presión diastólica. Cualquier medida de presión durante el ejercicio tiene que hacerse manualmente porque es el método más preciso.

Presión arterial durante el ejercicio

La presión arterial puede incrementar dramáticamente durante ejercicios de resistencia al hacer la maniobra Valslava. Esta maniobra implica retener tu respiración durante el levantamiento. Se usa para ayudar a incrementar la cantidad de peso que se puede levantar. Las presiones arteriales de 320 mmHg de sistólica y 250 de diastólica han sido reportadas durante unos fuertes levantamientos. Las presiones arteriales más altas durante el levantamiento son vistos con pesas demasiado pesadas para un bajo número de repeticiones contra un levantamiento más ligero por más repeticiones. Las personas que tienen condiciones cardíacas deberían evitar levantar pesas demasiado pesadas.

Presión arterial en reposo

Ejercitarse puede bajar la presión arterial en reposo, pero estudios que miden la presión arterial en reposo como resultado del entrenamiento de levantamiento son confusos. En "Strength and Power In Sport", el Dr. Steven Fleck dice que los cambios de la composición corporal son los probables responsables de incrementar o disminuir la presión arterial. En otras palabras, el levantamiento tiende a reducir grasa corporal, y esto a menudo lleva a una reducción de la presión arterial. La mayoría de personas que levantan pesas no deberían esperar que la presión arterial en reposo cambie dramáticamente al ejercitarse.

Levantar con una presión arterial crónica durante ejercicio

Un entrenamiento de levantamiento de pesas a largo plazo puede bajar la presión arterial durante sesiones subsecuentes. Las presiones sistólica y diastólica han mostrado ser más bajas en fisicoculturistas que en levantadores principiantes en todas las intensidades comunes de ejercicio. Al menos varias semanas de entrenamiento tienen que ser completadas para observar estos beneficios. Un entrenamiento a largo plazo también reduce la presión arterial en comparación a lo que sería lo contrario durante actividades físicas que no sean de levantamiento, como correr. Esta es una señal de un sistema cardiovascular más fuerte porque menos presión es necesaria para mover una sangre suficientemente oxigenada a través del cuerpo.

Más galerías de fotos



Escrito por brian wallace | Traducido por ana maría guevara